Pages - Menu

Popular Posts

domingo, 27 de abril de 2014

I'm still learning to love

Me pongo borracho. Tan borracho que ya no sé articular. No sé acentuar, las palabras. Pero te quiero. Y es que me siento tan solo, que sólo me acuerdo de ti. Porque yo creí que tú eras el final de tanta mierda. ¿Lo entiendes? Creí que tú, y ya. Así que bésame. Dime que estás jodido. Que mis escombros te parecen bonitos. Dime. Y no te separes. Quédate. ¿No ves que me siento ruinas? Me siento como el cielo nocturno, sin estrellas. Así que: fóllame. Quédate a dormir. Quédate. Necesito ver tu piel al despertar. Lo necesito. Necesito saber que yo valgo para algo más que para morir. Me dijiste: “Hay que demoler”, y me señalabas a mí. Y no puedo seguir. Ya estoy cansada de ir y de volver con las manos vacías. Estoy cansada de verte sonriendo a otras bocas. De pensarte haciéndole el amor a otros cuerpos. ¿Acaso soy yo nada? Porque me siento resta. Y ya sé que tú y yo sumamos negativo, pero es que me quema saber que no te quieres unir. Algo de nicotina quedará en tus ojos. Algo. Para mí. Ya sabes que al verte me querré fusionar. Contigo. Lo sabes. Que no me acostumbro a mi habitación si no formas parte de ella. Que la decoración no tiene sentido, si tu desnudez no adorna mi necesidad. Pero tú no quieres hacer turismo en mi vida, y estas heridas sólo hablan de ello. Me hago pequeño. Y mientras el tiempo pasa, y yo ya no sé. Qué decirte. O qué poesía dedicarte. Porque soy todo esto y para ti no significa nada. Nada. Voy a desmontarme. Si quieres juega con los trozos.




En un mundo de grises

sábado, 26 de abril de 2014

Tengo que volver a mi planeta. Cada día entiendo menos a esta sociedad y creo que me está llegando a influenciar. No, eso nunca pasará. Debo ser quien soy, leal a principios y sentimientos, tengo que ser real. Hay que subir al escenario principal y conquistar, luchar. Esto es una guerra que tengo que ganar. No habrá batalla en vano ni armas con las que luchar. Debe haber algo que nos mantenga cuerdos, a parte de la soledad. A veces, en cambio, el silencio se hace de rogar. Y a menudo  nos vemos en situaciones de las que no sabemos largar. Yo podría contar todos mis miedos, mis sentimientos, los secretos que nunca conté y las palabras que decidí callar. Son muchos los momentos en que pierdo la esperanza a la hora de levantar pero hay algo en el sol que me hace brillar. Podría dejar de lado mís miedos que dejaría de ser humana para ser un soldado más. Aún no soy capaz de asimilar una batalla más, no como esta, no donde no esta. Pierde el sentido y más la noción del tiempo. Que quiero beber y ese porro esta muy lejos. Necesito morir y a veces creo estar muerto.

viernes, 25 de abril de 2014

And the... I felt Nothing

Dicen que vivimos en un sitio llamado “Mundo”. Pero a lo largo que la historia ha avanzado se ha ido dividiendo en subunidades, realidades. Creando conflictos, guerras, malentendidos. No hay dos puntos de vista iguales, quizás parecidos pero siempre existirá un roce que los emulsione. Una realidad puede estar distorsionada por el tiempo, actúan los principios y el entorno que lo rodea. A veces me he planteado como dos mundos como los nuestros podían compaginar, como dos piezas de puzle, las guerras se resolvían peleando por quién caía antes en el colchón. No lo llamaría amor, creo que era otra visión.
Hay ocasiones en que planteo que es lo que quería el tiempo en aquel momento, ¿era yo? ¿Eras tú? ¿Mis indudables ganas de cambiar, ganar puntos, crear una nueva personalidad? ¿A caso no quería vivir en un ecosistema que solo entendieras tú? Sabía que en aquel momento estaba dispuesta a ser transparente, era capaz por un momento de evitar los miedos y darme a conocer con todos mis defectos. Pero requería tiempo descubrir que tu persona se asociaba al miedo. En cada latido, cada respiración vivía con la certeza de que te ibas a ir, dejándome sola en un lecho de desolación. Seguramente sea complicado pero no quería nada a cambio. Nada más que tu compañía de vez en cuando, solo que te aferraras a ese regalo.
 A veces creo que lo asemejaría a la pérdida de la virginidad. Quiero decir, ese momento en el que estás dispuesto a entregarte sabiendo que esa persona se marchará, en un momento u otro. Sabía que no era lo que quería, sabía que quería cortar la correa de la libertad, dejarte marchar lejos cuando tu cuerpo te lo pedía. Eso me hacía tan feliz. Eras la viva imagen de lo que esperaba de este sitio llamado Mundo. Un espíritu libre, incondicionado, capaz de saltar los muros con tal de vivir en condiciones de libertad. Sin ataduras, cuerdas imaginarias, sabiendo que no pertenecía a ese lugar. Lo sabes cuando miras a esa persona y simplemente surge un sentimiento que jamás habías compartido: la envidia.
Por esa absorción de conocimiento, el querer más, pensar, conocer, crear. Y que nadie podía arrebatarte las ideas sin tener que pelear. Sé que no es lo adecuado, ni siquiera es coherente lo que estoy escribiendo. Seguiré en modo de negación cuando me afirmen que estoy enamorada. Creo que han perdido y distorsionado ese concepto. Siempre afirmé ser una enamoradiza, pero nunca de la persona sino de la personalidad. Del alma. Hay almas, espíritus que son dignos de conocer, pero nunca los hay que cautivar. Solamente aprovechar el tiempo que deciden derrochar a nuestro lado. Y que cuando se tengan que marchar vuelen lejos mientras descubran la felicidad.
Soy una persona conflictiva, contradictoria, inculta y que tiene  ansia de saber más. Me queda mucho por aprender y conocer. Me queda descubrir los recovecos de mi cuerpo, las casillas que encierra mi cerebro  y alimentar mi autoestima más y más. Deduzco que no soy fácil, que soy incomprensiva y a veces surgen sentimientos de odio hacia mi personalidad.  Por eso creo que no me sorprendo al ver a la gente marchar. Aunque pueden irse lejos, pero siempre de alguna forma vuelven. En forma de canción, palabras, sueños o con su simple presencia. Sé que no sé puede encontrar la felicidad absoluta a mi lado pero estoy dispuesta a entregar el pequeño concepto que he llegado a mostrar. Con lo poco que tengo, con mis ganas de vivir.
Vivo en dos mundos paralelos, uno lleno de responsabilidades, otro llamado libertad. A veces no consigo compaginarlos pero es auténtica mi sonrisa, mis fuerzas, las ganas de luchar. Incluso si te fijas a veces enseño los dientes. Sé que estoy loca o es distinta mi realidad, llámalo como quieras. Tengo manías, defectos, tengo arena entre los dedos y la boca seca de tanto gritar. Pero tengo pasión y la desenfundó en cada movimiento, cuando te hablaba del viento o quería contar las estrellas en el cielo. Lo sé porque meses después, esculpí quién soy. Porque por una vez, no tuve miedo.
Y sé que te irás, lo sé. Y sé que me afirmarás que quería retenerte a mi lado y yo reiré una vez más. Porque no es amor esto que siento, o quizás sí, a veces ya no lo pienso pero esta sociedad, ha vinculado el amor con el compromiso. Sé que no podría hacerte feliz con lo tengo, sé que no sabría hasta dónde estarían los límites tratándose de ti. Pero sé y tengo claro que el día en que encontraras lo que te hiciese feliz, te dejaría ir. Soportaría un adiós, por mucho que no me gusten y sonreiría como una idiota de conocer tu valor. Pero no sería capaz de aguantar que me echaras, como has y harás de nuevo.
También sé que son palabras sin sentido, que quizás diga que sean las últimas hacia ti y estaría mintiendo. Conozco y asimilo que no piensas lo mismo y que fui una más de cientos. Que seguramente si un día llegan estas palabras a tus oídos afirmes que estoy loca y que es lo mejor que pudiste haber hecho. No quiero nada de ti, solo que seas feliz como lo soy yo. Sin ti a mi lado, que no es necesario. Solo necesito saber que estás bien para sacar una sonrisa para todo el año.

Esta es mi realidad dentro de este planeta llamado mundo, la que se compaginó con una subunidad tan diferente como la tuya.  Sinceramente no sé a cuento de qué estas palabras ni si tendrán algún sentido. Sólo tenía que decirlo, quería entenderlo. Y lo he hecho.

jueves, 24 de abril de 2014

Confesiones

Para mi fuiste como un aire fresco metido en una rutina que ahogaba mi felicidad en una ciudad turbia. Me salvaste un poco de una leve depresion por el trabajo despues de empaparme entero en tower bridge y aquella charla de nuestra vision sincera de nuetros gustos y expectativas.  Me encantaste no solo por ser guapa . Vi londres de una manera diferente. Que me esperases al llegar de trabajar, tu pelo rojo por la mañana, Tu. Que me abrazaras, que me pasaras tu pierna por encima al dormir. Me gustabas tu, tu cuerpo, tus tatuajes, tu personildad desenfada pero decidida .Tus ojos

martes, 22 de abril de 2014

He visto el fuego llegar dentro de dos corazones rotos. Cuando queremos darnos cuenta estamos destrozados por dentro, sin saber cómo ni cuándo, nos hemos vuelto débiles. Vulnerables, necesitados del contacto de otra piel, hambrientos de carne de su ser. Quería contestarme personalmente y de forma sincera ¿qué es el amor? Concluí qué éramos ignorantes si afirmábamos haberlo vivido. A lo largo de la historia miles de escritores, poetas y músicos se atrevieron a hablar sobre él haciéndonos creer que todos teníamos una posibilidad para vivir un cuento de hadas. Realmente no soy digno de escribir acerca de este tema y a quién creer y dejar de creer, pues yo jamás he conocido esa tranquilidad. Ni quiero hacerlo, sufrir no está en mis planes y tampoco convivir. Aunque he ido aprendiendo y viendo a aquellos que amaron, no es difícil deducir quien no desconoce esta pasión. Aquellos que amaron y conocieron esta fuerza capaz de unir mundos lo guardan en secreto, como si se tratara del tesoro que fueron encargados de velar toda su vida. Eso es auténtico. Entonces, aquello que conocemos por amor no es más que una utopía de aquellos que anhelaban algún día vivirlo, una leyenda urbana, un algo que les hará sentirse vivos. No sería vergonzoso admitir que en ocasiones les envidio. Pero yo ya tuve mi historia de amor, o eso afirmo, por lo cual sé que no es real. En cambio, no tengo nada que demostrarle a este mundo, pues no sufro ni lloro por las noches como hacía Julieta o cualquiera de ellas. Más bien, evito pensarlo y disfruto de esos pequeños momentos que en ocasiones decide tumbarse a mi lado.

viernes, 18 de abril de 2014

I lived

Esto es a lo que me refería cuando decía que estaba agotada, que quería marchar lejos y encontrar un lugar para mi. Entonces esto es lo que deseaba después de tanto tiempo.... esto es por lo que caí, por lo que rompí muros y los volví a construir. No quiero decepcionarte, no quiero abandonar esta ciudad. Es hora de empezar, levantarse, ser un poco más grande cada vez. Ahora lo entiendo: nunca voy a cambiar lo que soy. Amo cada centímetro de mi piel, cada golpe que he recibido, cada experiencia, cada sueño hecho pedazos, cada vez que quise volar. Porque que todo aquello que me mata me hace sentirme más viva. Todo lo que sea malo, me hace sentirme tan bien. Me levanto cada día con esperanzas de volver a soñar, de sentir otra vez el amor, pero no malinterpretemos, un amor abstracto sin dueño ni precio. Un amor como el que viví ahí a lo lejos, enamorada de la gran ciudad, de cada edificio, de cada plaza, cada árbol y animal, de el.... de sus ganas de vivir, esas ganas de marchar, vivir una vida pasional. Esa personalidad. Amo a los extraños, aquellos que me dan cobijo o con un porro no esta de más. Quiero volar y creo, que nunca, reitero, nunca he estado tan alto. Pero me confunden los aromas  que dejaste en mi cama y a veces maldigo al colchón. Me buscaré otro donde desperdiciar mi mal. Que bicho malo nunca muere y no iba a ser la excepción.

You think I'm an ignorant savage And you've been so many places I guess it must be so But still I cannot see If the savage one is me How can there be so much that you don't know? You don't know ... You think you own whatever land you land on The Earth is just a dead thing you can claim, but I know every rock and tree and creature has a life, has a spirit, has a name. You think the only people who are people are the people who look and think like you, but if you walk the footsteps of a stranger you'll learn things you never knew you never knew. Have you ever heard the wolf cry to the blue corn moon, or asked the grinning bobcat why he grinned? Can you sing with all the voices of the mountains? Can you paint with all the colors of the wind? Can you paint with all the colors of the wind? Come run the hidden pine trails of the forest. Come taste the sunsweet berries of the Earth. Come roll in all the riches all around you and for once, never wonder what they're worth. The rainstorm and the river are my brothers. The heron and the otter are my friends and we are all connected to each other in a circle, in a hoop that never ends. How high will the sycamore grow? If you cut it down, then you'll never know and you'll never hear the wolf cry to the blue corn moon. For whether we are white or copper skinned. We need to sing with all the voices of the mountains, We need to paint with all the colors of the wind. You can own the Earth and still All you'll own is Earth until you can paint with all the colors of the wind

martes, 15 de abril de 2014

Hapiness. Esa palabra que tantos ansiamos por conocer. La vida por consiguiente siempre nos pone trampas a ver si volvemos a fallar. Y lo hacemos. EL truco está en aprender a volar. Quise más de lo que mis manos eran capaces de retener, ansié tenerlo todo y no dar nada. Quería un hogar y lo tuve, a miles de kilómetros de distancia con una persona por la que a veces me desvelo a ver si vuelve a casa tras venir de trabajar. No está. No estoy siquiera en la misma cama. Estoy en otra realidad que ahora mismo solo puedo soñar. Me despierto a diario con ganas de gritar, levantarme y echar a correr, saltar, brillar. Creo que eso es felicidad. Sé que a diario tengo por lo que respirar. He descubierto que a veces simplemente hay que romper la brújula de la moral y dictar las normas que tu corazón impone. Mi corazón me hace marchar, lejos, de aquí para allá. A veces abrazo a la roca queriendo darle las gracias a la madre naturaleza por bendecirme con esta libertad. He descubierto que no hay más límites que dónde tu quieras estar. Vivo con miedo al futuro pero le sonrío al presente secando las lágrimas del pasado, que no volverán a llorar. Me bendicieron con unos amigos que saben admirarme con una mirada, rebosante de orgullo y pasión, personas que no veo a diario y que encontrarnos puede provocar un nuevo Big Bang. He aprendido el lenguaje de las miradas y a respetar el tacto de la piel. Los sentidos se potencian solo si estás con las personas adecuadas. Si es cierto que me hiciste lo que soy pero ellos... Han mantenido lo que soy, han potenciado mis debilidades y han hecho grandes mis cualidades. Me enseñaron que la locura no es algo malo, no es algo de lo que avergonzarse. Y que esas pequeñas manías, es lo que me hacen ser única, ser parte de ellos. Tras unas semanas llenas de cambios, inquietudes puedo decirlo bien alto: ESTO ES LIBERTAD.

domingo, 13 de abril de 2014

No sufriré, estaré roto. Me cansaré o me desgastaré. Dejaré lo que he Empezado para parar esto, de fin a principio. Un nuevo día está llegando y por fin soy libre. Huiré, huiré, voy a atacar. Ve a encontrarte. Ahora voy a atacar. Te pude haber conservado para siempre pero tuvimos que partir, terminó para los dos más rápido que... Mata este pensamiento, está empezando a penetrar, estoy perdiendo el control ahora, pero sin tí finalmente puedo ver. Tus promesas parecen mentiras, tu honestidad es como una espalda escondiendo un cuchillo. Tus promesas...Te prometo...
¿Y que si quisiera escapar? Reírme en tu cara, ¿qué harías? ¿Y que si caigo al suelo? y no puedo soportar esto más ¿que harías? Ven y derrumbame, entiérrame, ¡rómpeme! He acabado contigo ¿Y que si quisiera pelear? Implorar por el resto de mi vida ¿Que harías? Tu dices que querías mas pero no se lo que estas esperando, no estoy escapando de ti. Mira mis ojos, estas matándome. Todo lo que quería eras tu, trate de ser alguien mejor pero nada parecia cambiar. Lo se ahora, esto es lo que soy por dentro, finalmente me encontré a mi mismo peleando por una oportunidad. Lo se ahora, esto es lo que soy. He acabado contigo, no estoy escapando de ti(¿y que si quisiera escapar?)

viernes, 11 de abril de 2014

Así fue, sentados en la terraza de un bar, cerveza en mano y mil cosas que contar. Debatimos y enfrentamos ese tema que al parecer cada día es más tabú: el amor. Sorprendente nos entendimos e intercambiamos opiniones. Los valores no son siempre los mismos, evolucionan con nuestro día a día. Con el tiempo, establecí el amor como algo similar al amor eterno. Siempre presente y dispuesta a darte lo que sea por felicidad, incluso la libertad. Cuando quieres a una persona, como pareja, como amigo, o con ideas equivocadas, no importa la relación, lo que importa es que aquella persona se halla en tu vida. No hay que establecer unos límites, a día de hoy, me considero una persona bastante liberal y tolerante por lo cual, busco lo mismo de los demás. Es por eso por lo que no soy capaz de arrebatar le a nadie su libertad. Y si alguien tiene  que marchar de mi lado, ya sea porque no es feliz, ya sea porque se ha enamorado, a pesar de que me duela por no haber hallado esa felicidad en mi, le pondría una alfombra roja para ir. Pero solo le pediría que siguiera en mi vida, de una manera u otra. Por que lo importante, cuando quieres a alguien, no es el compromiso de quererse si no las ganas y el disfrute de compartir un mismo camino.

jueves, 10 de abril de 2014

Lo más triste de todo, es que las redes sociales siempre tienen como hacernos caer. Ya sea consiguiendo que un bloqueado nos contacte o releer conversaciones antiguas que tenía olvidadas. Hoy me he caído preguntándome por qué, porque no me escuchaste en su momento, por que me culpas ahora a mí de todo. Porque apareces siempre que las cosas no están bien. Siempre con esperanzas de que se nos enreden los pies. Soy como soy debido a ti. Soy libre y no me quiero atar porque nunca quise eso de ti. Ni quise atarte. Malinterpretamos todas las interpretaciones posibles. Y ahora me da rabia. Soy lo que soy porque me enseñaste que ser raro, no debería importarme y que lo que hago, es la esencia que sale de mi.

miércoles, 9 de abril de 2014

Goodbye?

"¿Me crees cuando te dije que te buscaría al volver a Madrid?". Y creo ciegamente en que lo hará, no se cuales son las esperanzas ni dónde estaré en ese momento pero, una amistad tan fuerte no puede desaparecer. Le dedico estas palabras a la persona que me entrego la vida en un país ajeno sin pedir nada a cambio. Una persona que esperaba hasta las tantas de las mañanas a ver si volvía de trabajar, para verle la cara, para conversar. ¡Y claro que conversábamos! A veces hasta el amanecer, frente a frente, nariz con nariz. Las horas no pasaban y por unos momentos era feliz. Por sentir que tenia alguien a mi lado que le complementaba igual que él a mí. A pesar de haber sido abandonada, me sentía en casa. Sentía que había alguien esperándome para ver si me abrazaba. Y reímos, contamos experiencias, nos empapamos con la lluvia de Londres, volvimos a reír. Pero lo que más recuerdo y me duele, es el momento que tuve que partir. No quería despertar a nadie, cinco de la mañana: me tengo que ir. Un beso en la frente mientras dormía sería esa despedida que tanto quería prevenir. Pero no obtuve resultados, bajo al piso de abajo
para verme marchar. Solo le recuerdo sentado en las escaleras de esa casa en ruinas, con mi rostro en sus manos diciéndome "estarás bien, te prometo que nos volveremos a ver". ¿Qué me buscará? Seguramente. Lo hará.

martes, 8 de abril de 2014

Se ríen de mi cuando les digo que me he acostumbrado a vivir así. Se ríen y no lo entienden. Me he acostumbrado a despertar y verme sola por la mañana, a fumarme un cigarro y sentarme en el sofá de la terraza. Me he acostumbrado a caminar en bragas con sustancias condimentadas en mi boca. Me he acostumbrado a fregar una cocina inundada en la mugre y a sobrevivir con lo mínimo. Me he acostumbrado a moverme por la casa y verme rodeada de gente. Y les vota extrañar. Mucho. Sus defectos y detalles. Sus conversaciones, sus abrazos. Pero ante todo voy a echar de menos las cosquillas hasta el amanecer, poniéndome los pelos de punta. Voy a echar de menos dormir frente con frente con el. Voy a echar de menos intentar apartarme y que, rodeando e con sus brazos, me traiga de nuevo a el. Lo vi ya echar muchísimo de menos. Las conversaciones, las risas, los "eres un borde y "tu una enana". Voy a extrañar contar las cámaras que hay una por habitante y arrastrarte para comprar una tableta de chocolate. Voy a extrañar la lluvia, el sol, el chimichurri y el viento a mi favor. Me pareció despertarme día a día en mi pequeño paraíso. Por un momento olvide quien era y porque estaba ahí. Por un momento deje mi vida atrás y adopte otra personalidad,  por un momento... Fui feliz

sábado, 5 de abril de 2014

Y por un puto segundo soy feliz. Me he despertado aún borracha con mi cuerpo tambaleándose y lo primero que he pensado es "que cońo hago yo aquí". Pero he sido feliz viviendo en la jugué, en una casa antigua de Mill End con doce personas que dan y les sobra. Lo he visto sentada en el sofá de la terraza mientras el aliento se me escapaba con el humo. Me he sentido pequeña he insignificante y creo que estoy empezando a vivir. Por un rato mientras, sorprendentemente, no me rayo. Tengo sed de estar loca y abrazr por las noches la almohada. Tengo ganas de ser así, libre, hasta que desaparezca