Pages - Menu

Popular Posts

martes, 30 de diciembre de 2014

Be free

Cuando un  ser vivo viene a este mundo, el mayor miedo que tenemos es que pueda sobrevivir. Nacemos acompañados, a veces solos.  Todos de alguna forma tenemos una pequeña familia. Los animales vienen a este mundo indefensos, guiándose únicamente por el instinto y el amor de una madre. Son pequeños, vulnerables pero capaces de adaptarse al medio. Eso es lo más sorprendente de todo.
Dicen que cuando nacemos estamos condicionados por una familia. Una familia que nos enseña, nos educa, nos protege y nos prepara para la vida. Para que en algún momento busquemos nuestra propia tribu. Aunque hay cosas que no nos enseñan en casa, tampoco en la escuela. Desde que nacemos aprendemos a comunicarnos, la comunicación es la base de nuestra vida. Pero entonces ¿Por qué no estamos preparados para dar malas noticias? ¿Cómo es que nunca encontramos las palabras adecuadas para un corazón roto? O para alguien que realmente nos importa. Miedo. Todo se resume al miedo. Primer instinto de la naturaleza.

Quizás esa sea la razón por la que mentimos. Nos volvimos expertos en ocultar la verdad para no herirnos. Y aunque la mentira al ser descubierta duela, la verdad realmente duele más...

domingo, 28 de diciembre de 2014

No way

Es irónico.  Es irónico que te digan que eres una persona muy sentimental y lo único que te hace sentir bien es lo material.  Refiriéndose a uno mismo, digo.  No necesitas ese maquillaje,  ni esos bolsos, ni la ropa... quizás sea su vía de escape,  su única manera de sentirse bien conmigo misma.  El hecho de verse bien,  bonita.

Se siente tan vacía,  sabia que esto ocurriría algún día.  Sabia que cuando volviera tendría las palabras exactas o ni una.  Mas bien la segunda opción.  Está agotada,  muy agotada.  Es agotador hacer a todos sonreír,  es agotador complacerse a si misma, es agotador odiarle. Quizás eso sea lo mas agotador de todo. Porque no quiere odiarte, pero tiene que hacerlo.  Lo mas agotador,  a su vez, fue  admitir que tenía la culpa. Sabe que tiene que cambiar,  madurar.  Pero se siente tan vacía que ni siquiera tiene la fuerza necesaria para rendirse.

"Vas dos pasos por delante, de ellos, de mí. Juegas en otra liga. ¿La universidad? Esa etapa la viviste hace años sin siquiera darte cuenta. Te conozco desde hace tiempo y eres de las personas más admirables que he conocido. Eres responsable, eres humana. Eres adulta. Y eso es lo que te asusta. A su vez es lo que nos asusta a nosotros. Nunca habrá nadie a tu altura, no mientras sigas teniendo la vida que tienes. Así que ¿por qué no te largas? ¿Por qué no te vas ya? Este país se te ha quedado pequeño, esta ciudad, este continente. ¿No te das cuenta? Tu forma de vivir es alimentar tu mente, quizás no con conocimientos pero sí con sentimientos. Sientes, vives. Llegarás muy lejos. Pero no te atrevas a decir que te odias. Hay una gran diferencia, aunque parezca lo mismo entre odiarse y no estar a gusto con uno mismo. Es el mismo río pero con dos bifurcaciones. ¿Dónde estás tú?"


La clave de la supervivencia es negar, negar el cansancio, negar que tenemos miedo, negar que deseamos el éxito y lo mas importante, negar que negamos. Vemos lo que queremos ver y creemos lo que creemos creer, y funciona, nos mentimos a nosotros mismos tanto que con el tiempo nos creemos nuestras mentiras. Negamos tantas cosas que ya no reconocemos la verdad. A veces la realidad entra a escondidas y nos muerde el culo, y cuando el barco revienta solo te queda nadar. El mundo de los engaños es una jaula, solo podemos auto-engañarnos un tiempo determinado, nos cansamos, tenemos miedo. Negarlo no cambia la realidad, antes o después tenemos que dejar de lado las negociaciones y enfrentarnos al mundo cara a cara con todas nuestras armas; cuando el barco revienta te espera un océano enorme, ¿pero cómo logras no ahogarte?

jueves, 11 de diciembre de 2014

Feel

Es importante sentir.  Tenemos que satisfacer nuestra parte afectiva, a diario.  La voluntad y la inteligencia quedan a merced de cada uno. No eliminemos nuestra parte animal... no eliminemos un mundo social y nos quedemos solo con las redes. Hay que crecer,  a cada minuto,  aprender.
Me veo incapaz. Me siento incapaz de sentir.  Me emociono,  si, con los pájaros,  el sol, ver las montañas y anhelar las a lo lejos. Pero no soy capaz de cumplir mi instinto y volver a soñar.

Veo rostros nuevos y lo único que deseo es poder quedarme ciega. Son todos lo mismo, incultos, estúpidos a rabiar. Cínicos, materialistas de algo que jamás les pertenecerá. Personas sin ningún propósito, ningún deseo, solo efímeros impulsos de satisfacer sus necesidades más básicas por puro egoísmo. Yo lo que quiero es ver a alguien, ver su interior y que vea el mío. Quiero que entienda que arriesgaré sabiendo que voy a perder. Pero poco a poco esos sentimientos cuelgan de un hilo a punto de desgarrarse. Y lo hará, claro que lo hará. Y huiré, lejos, no sería la primera vez. Buscando un olor, buscando en viejos cuadernos a medio escribir, rasgando imágenes pertenecientes a mi limbo e imaginándome, que por una vez, todo será como antes. Solo por un segundo...

Y sé que ese momento, esa canción, me perseguirá para siempre




I'm so glad you made time to see me. How's life, tell me how's your family? I haven't seen them in a while. You've been good, busier then ever. We small talk, work and the weather. Your guard is up and I know why. These days I haven't been sleeping, staying up playing back myself leaving, When your birthday passed and I didn't call. And I think about summer, all the beautiful times I watched you laughing from the passenger side. Realized that I loved you in the fall. Then the cold came, the dark days when fear crept into my mind. You gave me all your love and all I gave you was goodbye. I miss your tan skin, your sweet smile, so good to me, so right, And how you held me in your arms that September night, The first time you ever saw me cry. Maybe this is wishful thinking, Probably mindless dreaming If we loved again I swear I'd love you right. I'd go back in time and change it but I can't So if the chain is on your door, I understand. But this is me swallowing my pride, Standing in front of you saying I'm sorry for that night,
And I go back to December. Turns out freedom aint nothing but missing you, Wishing that I realized what I had when you were mine. I'd go back to December turn around and make it alright. I'd go back to December turn around and change my own mind. I go back to December all the time. All the time

miércoles, 10 de diciembre de 2014

Volverás a vivir

Y por poder, podría decirte que todos somos necios de un mismo mal. Añoramos lo que no ha pasado, despreciamos lo vivido y descubrimos que amar, no es mas que un momento transcendental en que dejamos de ser humanos por un simple trecho de felicidad. Falsa felicidad. Que incondicionalmente vivimos atados a los sueños que otros nos prohibieron, buscamos un sentido a la inexistencia de los hechos. Y luchamos, te juro que luchamos hasta perdernos. Te pido entonces, a ti, mal bicho desposeído, que si realmente te sientes vivo, no entierres aquello que un día te hizo crecer. No niegues el amor que sentiste ni los males que padeciste. Amalos, aferrate a ellos pero no vivas del recuerdo. Porque quien sabe que seria del alma que alberga tu cuerpo. Viviría condicionada, condenada, infeliz. Jamás odies, de verdad. No hay sentimiento mas feo que el desprecio al cariño, poner la condición de que algo o alguien esta privado de tu atención. Sé humano por un segundo y haz que los demás se sientan mejor. Por ti, por lo que hiciste, por cada error que cometiste si es que así los puedes llamar. Pero no te avergüences jamas de tus pasos porque jamas serán borrados. Alguien, a lo largo de los años, se acordara de ti. De aquello que hiciste, de las pequeñas batallas que ganaste.

Y te aseguro que tienes mucho que demostrar. Nunca sabes a quiem estas inspirando,  umo mismo no es capaz de poner un valor a algo cotidiano mientras,  el cercano, lo mira despacio, como si asi pudiera analizarlo.  Llora,  de verdad, llora si es necesario,  si va a ser asi cada vez que veas su foto en tu diario.  Aunque te haga daño. Eres joven,  con sueños sin cumplir,  valores que remarcar, sabiduría que alimentar.  No te confirmes con el cuerpo perfecto,  el estado de bien estar.  Haz las cosas por y para satisfacer tu alma, tu entidad y hazla volar.  Conoce,  viaja,  inspira, respira.  Pausa. Respira. No te aferres a lo material,  solo a todo aquello que la naturaleza te da. Se la mejor version de ti mismo,  tómate lo  con calma,  cierra puertas, abre ventanas si hace falta... hasta que te veas preparada.

jueves, 4 de diciembre de 2014

Vivir Biemal

No creo necesario tener que declarar, admitir que hay cosas que es mejor no subestimar, no tocar, que sigan igual. He cruzado esa linea, lo se. Y se que he obrado mal, que he mostrado quien no soy, quizas demasiado inmadura, demasiado estupida. Pero esos son otros temas que jamas he llegado a e
ntender.

Jamas he sido capaz de acercarme a el, jamas he sido capaz de decir las palabras correctas sin parecer estupida. Y es lo que soy, una estupida. Vine con la intencion de ser feliz, y lo fui, durante mas de veinticuatro. Y juro que segui intentandolo pero de nada sirvio. Quiero pensar que no era ese el motivo, que lo que el decia era real.

No soy inteligente, no soy culta, no soy lista, no tengo buena memoria y hables de lo que hables dire que no tengo ni la menor idea. Porque quizas si lo se pero no soy capaz de darte un nombre, una fecha, un actor. Pero no importa, verdad? No importa por que todo da igual. Dos personas no pueden convivir si no tienen de lo que hablar y menos cuando cada vez que hablan a ninguno le importa lo que viene siendo una mierda.

Estoy triste, realmente triste, como nunca lo he estado en mi vida. Una tristeza de estas que no te dejan ni llorar, que sientes tanto dolor que lo unico que te queda es una mirada perdida, unos ojos pesados y los labios hacia abajo. Porque querer a alguien no es suficiente y no soy lo que el necesita. Puedo quererle hasta el fin del mundo, con todas mis ganas, todo mi ser. Pero jamas sere capaz de abrir su mente. Jamas. Y eso es lo que el necesita.

domingo, 23 de noviembre de 2014

You're in love

No proof, one touch and you felt enough.  You can hear it in the silence, you can feel it on the way home, you can see it with the lights out. Morning in his place with burn toast on Sunday. You keep his shirt, he keeps his word and for once you let go of your fears and your ghosts. One step, not much but it said enough. You kiss on sidewalks, you fight and you talk. One night he wakes and there was strange look on his face. Pauses, then he says "You're my best friend" and you knew what it was:

 He is in love

Parece el lugar perfecto para quedarse, parece como si sus brazos encajaran perfectamente con la silueta de tus costillas. Incluso piensas que su voz estaba echa para ti, una voz tranquila incapaz de mentir. Pero no sabes (ni quieres saber) como has llegado hasta aquí. Y maldices al tiempo con la intención de que cambie las cosas y haga que vuelva en otro momento. No ahora. No cuando no lo querías. Ni lo necesitabas. No cuando eras feliz a tu manera, cuando eras libre y en ningún momento se te pasaba por la cabeza calcular tus pasos junto a otra persona, por y para esa persona. Que eras feliz sin marcar tus pasos, saltando de vez en cuando a ver si nunca rebasabas el daño. Dormías con quien querías y derrochabas tu tiempo como si tuvieras doce años. No anteponías sus planes para satisfacer tu propio bienestar. Y ahora está él. Y sabe que le vas a volver. Sabe que cogerás ese avión rumbo a la felicidad. Sabe que está mal. Sabe que se portó mal.

martes, 4 de noviembre de 2014

-Verás,  a ver esto como te lo explico: soy feliz. Muy feliz. Tengo mi trabajo, mis estudios, mi coche, mis familiares,  mis amigas no tan amigas,  mis amigos, tios babeandome por doquier.  Lo tengo todo.

-¿A quién tratas de convencer,  a ti, o a mi?

- En realidad estoy cansada,  no por tener poco tiempo.  Estoy cansada de sustentar mi felicidad en todo lo material,  lo falso. .. te juro que ahora mismo cogeria el primer avión  hacia...

-¿Hacia... él?

-Hacia la paz que solo puede transmitirme él

jueves, 30 de octubre de 2014

Say you'll remember me

Empieza a arder algo por dentro, como si el corazon se fuera a extinguir, como el sol, que arde con la deseperacion de desaparecer. Pero no lo hace porque miles de celulas dependen de su ser. Y asi me quiero sentir. Viva de saber lo que siento, viva de soñar con tu encuentro. Se que no nos volveremos a ver pero espero seguir sintiendote en tus sueños mas salvaje. Que sigas soñando con mi cuerpo y  no me castigues por soñar con el tuyo.

martes, 28 de octubre de 2014

Blue on blue

¿Cómo es que no quieres verme? ¿Cómo es que te has ido y me has dejado sola? ¿Qué puedo hacer si no puedo estar ahí contigo? Te quiero más de lo que yo quería, de lo que necesitaba, mas que ha cualquier otra persona que he conocido. Te quiero más que nunca, "pensé que nunca volvería a sentir lo mismo" ¿Cuánto tiempo vas a dejarme aquí de pie? ¿Cuánto falta para que tomes una decisión? ¿Qué puedo hacer si no puedo estar ahí contigo?

James Blunt siempre tiene las palabraa correctaa para cada una de mis situaciones.  Y es que ahora mismo me duele(s) y no se como remediarlo. Te fuiste para ser libre y yo sabia que no volverías.  Que me haria feliz, y lo hace. Pero de alguna forma siempre vuelvo a ti, a lo que fuimos, a las insaciables ganas de vivir. Junto a ti, perdidos entre sabanas y edredones. Mientras te regalo un pedazito de mi.

sábado, 25 de octubre de 2014

Sin guión

Era demasiado gracioso, era cómico, ¡Como una obra de teatro! Presencié la escena a cámara lenta mientras dudaba si reír o llorar de pena. Todos los participantes de la sala estaban involucrados. Ella pensaba que él pensaba en la otra, él pensaba en la otra y, la otra, pensaba en el otro mientras deseaba comer un bocado de él. Mientras tanto aquel observaba como ella sabia que él quería a la otra y aquel, a su vez, también quería a la otra. Lo que ninguno sabía es que la otra, mientras pensaba en el otro, sabía que podía manipular las mentes de ella, él y aquel. Saldría ganando, sin lugar a dudas.

Y los otros dos de la sala no eran mas que una pareja que se morían por hacer el amor en cualquier mesa de tanta feromona y excitación sexual.

sábado, 18 de octubre de 2014

De verdad lo intento

Soy feliz. De hecho ni lo pretendo, realmente lo soy. Me cuesta estudiar el comportamiento humano ¿Ibas a ser mi media naranja? ¿Acaso eras tu quien iba a derribarestos cimientos? Me cuesta creerlo. Sin embargo me encantas y aun me tiemblan las piernas cuando me hablas. Pero soy tan cobarde y vivo tan asustada que choco con la realidad de mis emociones.Y tu en cambio res tan radical, tan posesivo cuando en realidad no te pertenezco, cuando en realidad tu alma de perro ya tiene dueño. "Es a ti lo que quiero"; "Jamas me he visto asi, quizas por eso no sepa como concluir"; Y finalizas con un te quiero. Y a mi se  me funden los sesos...

miércoles, 15 de octubre de 2014

Siempre

Siempre estas ahi. Te juro que no entiendo como me puedo perder tanto entre  tanta estabilidad. Busco un capricho, quizas siempre encuentro uno maldito. Pero me encanta. Se que no esta bien pero me vuelve loca. Aunque siempre estas ahi. Cuando  necesito a alguien escribo con la excusa de no entenderte. Te escribo para saber de ti, que es tu cumpleaños, que si eres feliz. Y lo eres. Pero te extraño, a cada rato, te extraño entre abrazos y te extraño agonizando, que me quieras y me folles, que vayas de un extremo a otro, que me ames y me odies. Y me encanta(s). Te maldigo dia si, dia no, te maldigo porque te fuiste y me muero de ganas de ti. Lo sabes y yo lo se. Y nos torturtamos psicologicamente sin poder dormir, entre jadeos y recuerdos. A veces reimos, a veces nos criticamos. En ocasiones me enfadasy te mataba. Otras veces deseo contarte que soy feliz, sin ti. Que me he hecho un tatuaje, que me encantaria estrenarlo junto a ti. Se  que te encanta.

Me juzgan, me miran. "Estas enamorada". Me rio, sonrio. "El no significa nada". Lo se, no significa nada, ni para mi, ni para el. Que somos dos imbeciles que rompen sus principios por un polvo. Aunque adoro encontrarme con sus ojos. Adoro cuando dice que piensa en mi, aunque claro, ser la otra  me hace infeliz. Y no vamos a ninguna parte. Pero para mi es suficiente mientras haga que me olvide de ti. Que no quiero seguir llorando cada dos meses por toparme con tu recuerdo, por volver a sentir tu olor, por esta maldita imaginacion. Seria ridiculo admitir que puedo vivir sin ti. Seria una mentira mas entre estas cinco que me matan lentamente. Aunque es muy facil darle la espalda y apagar tu humanidad. Es facil, lo puedo corroborar.

sábado, 4 de octubre de 2014

Así

Me gustaría expresarlo pero estoy segura de que no puedo. De que es una locura, que no. El otro día vi como los planetas se alineaban en un abrir y cerrar de ojos, o más bien, en un cruce de miradas. "Te conozco desde siempre, llegaste hace un rato..." suspiraba Andrés Suárez. Suspiro con él. Dejé de creer en las personas y tal como me describió, he renacido cual ave fénix. "A su lado". De manera inesperada. De lo profesional a lo personal, del "te hacía de todo" al "quédate". No me quiero ir, no quiero que te vayas. No quiero que desaparezca esta magia. No es amor, es subención. Y esta ahí... y me imagino sus ojos tan oscuros encontrándose conmigo y desnudándome hasta la una. No lo he probado y ya me imagino en el cielo de sus labios. Una vez bastó para condenarme.

Es una locura ¿verdad? Es imposible. Pero me alenta día a día, me hace sentirme más especial, más fuerte. Que hay un loco para cada loco y que jamás nos volveremos cuerdos. Que quiero ser su musa y enredarme en su pelo. Quiero que me escriba en la piel, que grabe todos sus sentimientos, inmortalice mi recuerdo y me haga sentirme única. Hasta donde nos depare el tiempo.

Hace mucho tiempo que no pensaba en ti. Y espero que siga así. No es lo que quiero, no ocurrirá pero quiero tener su éxtasis hasta en las trancas.

Mátame mientras poseas mi cuerpo y de verdad... hazme vivir.

martes, 30 de septiembre de 2014

Y es que el amor

Con el tiempo dejó de creer en el amor. Empezó a pensar que aquello que llamábamos valores habían evolucionado a un “tengo que ser mejor que tú”. Apenas encuentras a uno de cientos que sea real. Las personas ya no son lo que eran, leales, sinceras. Veo amigos que engañan a sus amigos, parejas en busca de amantes y también ese típico “No me separo de él porque no me conviene”. No debería ser, el amor, las relaciones en sí están para compartir con los demás un pedacito de ti. Nos hemos vuelto unos convenidos. Serán chicas en busca de un novio con coche y si viene con trabajo mejor. O chicos en busca de dos buenas tetas en lugar de un alma libre dispuesta a hacerles ver más allá. Cada día creo menos que vaya a encontrar a aquel que tome las riendas de este Mustang y las suelte concediéndome la libertad. Porque no hay nada más hermoso que compartir aquello por lo que todos luchamos, la felicidad. Puede ser en pequeñas dosis o en sobredosis de excitación. Lo importante es sobrevivir en un mundo de locos donde el “cuerdo” eres tú. Y encontrar a un imbécil que te acompañe, hasta donde las olas te deparen. 

 Creo que el amor es algo de dos y que no es necesario cohibir dos mundos, si no fusionarlos, dejando espacio a cada rato. Me considero una persona solitaria que no necesita de los demás, independiente, luchadora y con ganas hasta rabiar. Pero a veces echo de menos que me hagan de rabiar. A veces extraño luchar. A veces deseo independizarme lejos de este sitio al que llaman hogar.

miércoles, 24 de septiembre de 2014

Never Grow up

Me gustaría (por una vez) que te sentaras frente a la persona que tan solo reconoces su cara y su espalda. Que vieras más allá y vieras que esa niña se ha convertido en mujer. Ya no hay falsas sonrisas ni un "tal vez". Va más allá de los porqués, ha aparcado a un lado el miedo y ahora va a ganarlo. Ahora sería capaz de reír sin que sea mentira, sería capaz de reconocer su ignorancia a imaginarse más lista. Verías una persona tolerante y libre, tal y como siempre se había confiado, segura de sí misma y con ganas de demostrártelo. Y sé que no te enamorarías de sus maneras, que no entenderías ni una sola palabra, que seguirías acusándola de loca y quizás algo cobarde. Ya no va de lista, ahora es fuerte. Y lo sabe porque es capaz de pasar días sin escribirte, que no pensarte, que lo hace cada dos minutos. Te sigue extrañando, te sigue queriendo como ayer y sigue teniéndote en un pedestal del que, según sus cálculos, jamás caerás. A pasado tiempo y quiere demostrarte que está bien sin ti, que no significa que quiera seguir así. Pero ha crecido, sin ti y es su mundo el que te quiere compartir.

sábado, 20 de septiembre de 2014

Dope

Aprendí de una Diosa a no ser juzgada por concibir así el amor. No es locura, no es ni siquiera libertad, tampoco sumisión. Es pasión. Es amar sin querer ser visto, querer huir porque sabes que lo único que te trae es dolor. Que no quiero tocarle, no quiero besarle, no quiero que me llame. Es un romance malo, es el Judas de mi día a día. Pero en cambio no se vivir sin él. Sé que si vuelvo a tenerle entre mis brazos, no me iré sin él. Y soy esa clase de personas que mantiene intactos los lugares donde hicimos el amor, como si fueran santuarios. Por eso te juro que nunca hice agujeros con mis tacones en el sofá porque allí es donde lo hicimos por primera vez. Seguramente nadie lo comprenda y me acusen de no tener amor propio. Tampoco sería capaz de verlo así. Quizás si que es insano, enfermizo pero no creo que sea la causa de una muerte prematura. Pero a su lado me siento en la gloria, como si fuera capaz de cualquier cosa. Solo me hace falta saber que me desea para amar mi cuerpo, mi corazón, mi forma de ser. Saca ese animal encerrado en una caja de cartón que trata de asomar siempre que a nadie le da por mirar. Sé que a veces iría hasta el final. Nos odiamos, no nos soportamos y no queremos tenernos a nuestro lado. No queremos compromisos ni vernos a diario. Aunque de alguna manera, no podemos evitar extrañarnos.

Seguramente, sea yo quien le extrañe a diario. Me encantaría que un día llegara, volviera a la ciudad y me dijera que esta vez no se iba sin mi. Hay algo en los lugares donde me tropecé con él, algo en los rincones donde sudamos como leones, algo que me hace enloquecer. Me encantaría pasar horas a su lado, disfrutando de su mirada cautivada en mi cuerpo, en mi rostro, volviéndonos locos. Y quizás, el amor se describa con pasión, la estupidez de entenderse entre sábanas o paredes blancas. De chocar el uno con el otro y que no hagan falta ni las miradas. Que el amor no son cadenas puestas en nuestros brazos, es consumirse el uno con el otro, es independencia, es querer volver. Es tener una casa en el cielo pero no poder pagar la hipoteca. Es jugar como dos críos de seis años hasta agotarnos.

Es ser un tu y yo, no un nosotros. Es perder la cordura poco a poco

Y es que hemos abierto las botellas y la fiesta acaba de empezar. Prometí que ese trago sería el último. Sé que lo arruiné todo otra vez porque perdí a mi único amigo. Dios, perdona mis pecados, no me dejes porque me odiaré hasta que muera. Mi corazón se rompería sin ti, puede que no despierte sin ti. Me ha hecho daño vivir drogada por tanto tiempo, lo lamento.. .Seguiré buscando una respuesta porque te necesito más que la droga. Fumo una última calada y dos últimos arrepentimientos, tres espíritus y doce pasos solitarios. Subo por las escaleras de oro al Cielo porque sé que yo misma soy como el carbón. Lloro todos los días porque me siento tan mal por vivir drogada... Te necesito más que a la droga.

viernes, 19 de septiembre de 2014

Como ella

Siempre quise ser como ella, una mujer que no conoce el mar, con unas piernas que poseen el color de las aceras, exagerada y algo bipolar. Tener ese carácter tan humilde y a la vez tan altanera, ser la  niña vieja que nunca acaba de crecer. Quise poseer sus manías, abrir las piernas por la noche a los extraños, ser la adolescente que ha cumplido tantos años. Ella es frenética, está corriendo siempre y siempre supo como crear envidia. Quise que me vieras madrugar pero que de noche no hubiese un alma que me acostase. Emborracharme fácilmente, siempre encontrando abierto un bar. Ella es caótica, cercana y orgullosa y te hará pensar que baila sólo para tí. Yo quería ser tan cariñosa y tan sentimental, acogerte, ella abre sus brazos a cualquiera. Y, aunque lo oculte, sigue siendo bipolar. Tan madrilista y a la vez tan colchonera. En ocasiones necesito serte infiel. Irme unos días, darme un tiempo de descanso. Pero al estar con otros algo empieza a arder. Y en poco tiempo necesito volver hacia tus brazos. Quería que me vieras madrugar, que enloquecieras viendome caminar por el rastro los domingos, verme corriendo frenética, con ganas de volver. Siempre quise que te enamoraras de Madrid, que te enamoraras de mi.


jueves, 18 de septiembre de 2014

¿Como?

A mi lo que me gustaba era inundarme en tu silencio, donde sólo escuchaba mis ganas y tus jadeos. Un momento donde tu y yo parecíamos entendernos, a veces con edredón, otras veces con las luces apagadas. Solo a veces el sol nos molestaba. A mi lo que me gustaba es que te sonreía la cara al dormir y yo sonreía de verte sonreír.  Te miraba minuto si, minuto también mientras me las apañaba para idear el plan perfecto para romper tu sueño y que me abrazaras, para que te dejara en paz o para que me lo hicieras con ganas. Ingenuos los que dicen que recordar es vivir en el pasado. No cuando algo fue tan real, no mientras a nadie le importara. Dije que me marcharía y estaba a punto de hacerlo. Pero ¿como si duermo con una foto a mi lado para volver a vernos? Si te recuerdo cada noche y a veces te siento.

domingo, 14 de septiembre de 2014

Metamorfosis

Decidió que esa noche se apostaría con las sábanas tapando la.  Quiso desnudar su cuerpo y envolverse en su calor con la intención de dormir.  Y dormir y dormir y dormir.  Pretendía de esta forma empezar de cero, de nuevo.  Tenía la esperanza de que, si la naturaleza era sabia, le permitiria realizar la metamorfosis como a las larvas. Aunque seguramente despierte impregnada en el olor del verano y nada habrá cambiado.

La montaña rusa

No me cansaré de decir que la vida es de repente.  De repente unas palabras, de repente lloras. Y lloras y lloras y lloras. En ese momento crees que es y será el peor día de toda tu vida. No lo creo. Pero ese momento es el que te hace entender que nunca seras lo que quieres. Nunca seras esa persona fuera del país inundada de sueños o esa romántica que cruzaria países solo por verle.  Seras la maldita hija de puta impulsiva que machacó su vida. La bestia que rompió almas hasta corromperlas. Seras esa persona. Y ya no volverás a ser la misma.

miércoles, 10 de septiembre de 2014

Para ti

Carta para ti:

Siento haberte decepcionado. En realidad, creo que es demasiado fácil hacerlo cuando no espero nada de mí misma. Ni siquiera sé quién soy. Llevo unas semanas en las que parece que el mundo se esté encogiendo, y cada vez hay menos aire, y yo me pongo más nerviosa. Hace mucho que no lloro. Mi tristeza es una de esas que se ocultan por vergüenza. Sé que hay motivos suficientes para ser feliz, pero si me pongo a buscarlos no los encuentro. Y eso me desespera, así que ya ni me lo propongo. Ahora me dejo marchitar, como le puede pasar a una flor que no puede luchar contra el invierno. Sí que es cierto que luego llega la primavera, y de aquella flor vuelven a brotar los colores de otra vida. Han sido millones de años de evolución. A mí, sin embargo, sea la estación que sea, nunca se me ocurre recuperarme. Hoy, por ejemplo, al despertarme y mirar por la ventana, y ver el día gris que hacía, me he dicho “ni lo intentes”. Y desde entonces estoy ahogando la soledad en alguna esquina de la casa, como si tratase de adoptar la postura más cómoda con la que sentarme a esperar algo. Ni siquiera sé lo que espero. Qué putada más grande. Ojalá tú estés siendo muy feliz. O feliz, a secas. Miénteme, si acaso no lo estás siendo. Necesito saber que alguien supo salir a tiempo de esta debacle, y que hay vida después de aquí. Cuando yo me doy cuenta de que estoy condenada a quedarme, me gusta pensar que en el mundo tiene que haber un necesario equilibrio. Y que algunas personas tienen que perderse del todo, para que otras puedan apreciar lo maravilloso que debe de ser haber encontrado su lugar en el mundo. Prométeme que encontrarás ese sitio. Yo me perderé por ti, si hace falta.




En un mundo de grises

martes, 9 de septiembre de 2014

Me quedaba

Soy una persona sencilla. Duermo en una cama sencilla, duermo con ropa sencilla. A veces directamente sin ella. Me gusta dormir acompañada aunque no sepan. Trato de ser sexy mientras duermo aunque acabo pareciendo un perro. Pero me encanta que me miren y deseen mi cuerpo, me gusta que me acaricien y los besos. Soy una persona sencilla con sueños complejos. Porque me gustaba el calor de tu espalda y creo que ya no lo recuerdo.  Y me gustaba que me cogieras con ganas como si no me fuera a quedar mañana. Y me quedaba, hasta a veces trasnochaba para desear volver a verme en tu cama.

lunes, 8 de septiembre de 2014

La rueda del deseo

Epicuro ya dio sentencia al hablar de la rueda del deseo, una teoría vigente incluso en nuestros tiempos. Ni contigo ni sin ti, sufro por estar contigo pero cuando no estoy contigo sufro por no tenerte, y siempre así. Por sólo me vuelvo sumisa del tiempo y que el, el destino o quien este al mando tome las riendas de mi camino. Por que olvidarte es imposible, no hablarte una condena y tenerte mi predicción. Así que aquí estoy a ver si me libro, si bebo por fin de la fuente de la juventud y me hago libre de tus brazos presos. Y tu cautivador recuerdo, tu maldito olor....

viernes, 5 de septiembre de 2014

No hay mayor mentira

No hay mayor mentira que la de mis labios. Se que esto se esta extinguiendo desde el momento que te fuiste a kilómetros de aquí, esto no es una forma de vivir. La pasión que tu me dabas se ha convertido en mi necesidad, me malacostumbraste y ahora no soy capaz de encontrar un cielo parecido. Sólo sueño, esperó, deseo luchar contra ti, que hagas que me retuerza, que grite, que te quiera. Solo te imagino a ti y tus malditas manías de disfrutar viéndome sufrir. Entre tus brazos y la pared, Muriéndome de ganas de sentirte. Soy incapaz de mirarte a los ojos y no imaginar tu cuerpo oprimiendo mi piel. Y yo me acerco, me acerco... a ver si te toco y me haces enloquecer. Pero tu te alejas, te alejas... y ya no se que hacer.

Quiero que te marches otra vez

jueves, 4 de septiembre de 2014

Si quieres yo te cuento...

Son muchas veces las que pienso en el tiempo que perdimos juntos. Y seguimos perdiendo. Recuerdo cuando me dijiste que querías conocer el cielo de otras mujeres, que no tenías ganas de perderlo pero que no podías seguir así, que querías vivir. Aún sigo tratando de explicarte que son cosas que pasan, que todos tenemos dudas, que todos nos imaginamos a veces, yo me imagino a veces y no exactamente contigo. A veces uno no sabe si necesita huir o vivir, yo sé que si tuviese que huir, huiría contigo.


Sabes de sobra que mis puertas están solo abiertas para ti.



A veces se rebelan los sentidos y sacas tu instinto animal, todos pensamos de vez en cuando en lo prohibido, en escaparnos con un extraño a un hotel. Nadie debería ser juzgado por ser humano. Un día de estos tendremos que vernos a oscuras, la piel no conoce otra forma para ir resolviendo las dudas. Yo sé que solo es miedo, tú intentas arrojar el corazón por tu ventana. Lluchar contra el deseo en plena madrugada es como intentar que Dios conteste una llamada. Tu piel me la regalas, el alma continúa anestesiada.

Si quieres yo te cuento las cosas que te pasan cuando abres al amor dejando la cadena echada. Comprobaras que todas las cosas que no hacemos después son esas mismas cosas que echaras de menos. Quiero follarte lento mirándote a la cara, leer tu cuerpo en braille con las luces apagadas. Quiero que entiendas esto si ya no entiendes nada,  “Amor” es la palabra que resuelve el crucigrama. Y es que un día de estos tendrás que ir bajando la guardia y permitirme castigar tu cuerpo para que al final no quede nada.

Está bien pa' ti

Me da miedo olvidar tu rostro, el tacto de tu mano acariciándome por las mañanas, tus ojos somnolientos tratando de descubrir mi cara. De verdad que tengo miedo. Aún recuerdo esa noche en mayo donde volvimos a empezar, donde nos encontramos como dos leones jugando en el sofá. Me acuerdo de tu cara dormida y que me asustaba despertarte porque pensé que jamás volvería a ver ese rostro, esa expresión que para mí generaba tanto amor. Estaba muy cómoda con tu mano en mi cadera, aferrándose al hueso como si tuvieras miedo de que me fuera a marchar.

Tengo miedo de olvidar el olor de las escaleras que me llevaban hasta tu habitación, a veces a escondidas, a veces corriendo como dos niños, aquí te pillo, aquí te mato. Quiero volver a enfadarme, quiero volver a salir con la cara frustrada porque se te olvidó hacerme el amor por la mañana. Quiero que vuelvas a recordarme lo que era estar encaprichada. Y quiero que lo hagas aquí y ahora. Que vuelvas a sujetarme con fuerza mientras me resbalo de la encimera y que, poco a poco, me entiendas...

Me da miedo entender el porque porque sé que pasarán los años y quizás, me lo siga preguntando a diario. Pero sé que obtener la respuesta desencadenaría tu perdición. Estoy segura de que ni tu mismo lo sabes, que no lo entiendes, que no lo quieres. Y quizás así todo esté bien. Está bien pa' ti.

domingo, 31 de agosto de 2014

Sienta bien hacerlo de nuevo. Lo que duele sin duda es recordarte en cada beso, es desearte en cada acaricia, es llorar de querer tenerte entre mis dedos. Querer mordisquear tu cuerpo y empaparme en tu sudor. Es decirte que te echo de menos y como no, acabar en discusión.

Make me wanna die

Ha pasado ya tiempo, trescientos sesenta y cinco dias, no exactos, la verdad no lo recuerdo bien. Ahora huelo su perfume y me entristece no encontrarme en tu piel, sino en la de otro. No me hace falta ver fotos para recordar tu rostro, no necesito de tu aliento para recordar tus besos. Pero desgraciadamente el chico que duerme ahora al lado mia si qué sabia que existias. Y quizas  este pagando un precio injusto pero es su decision, nadie le obligo. Sabe que te recuerdo todos los dias, que pienso en haber como estas. Sabe que incluso rastreo tus pasos como un cazador. Sabe de sobra cual es la diferencia entre querer y amar, sabe de sobra que jamas le querre como te quise a ti y jamas le amare como te amo a ti.

Amanece, oscurece, ya no se que horas son. Se que tengo que ponerme en pie, estudiar, reaccionar, empezar, olvidar.... Olvidarte. Seguir con mis principios y que nada me cambie. A veces me da por pensar en que estara pasando en esa cabecita. Si los echas de menos,que quizas has encontrao tu lugar.

Siento tus latidos en cada parpadeo, en un abrir y cerrar de ojos, en un sentimiento que no puedo controlar. Mis sentios, mis instintos estan al cien por cien desde que no estas. Me da miedo cambiar, me da miedo volver a empezar

jueves, 28 de agosto de 2014

We only say "goodbye" with words

"Regresemos a la estrellas. ¿Lo recuerdas? Era verano y tú estabas cerca. Si tocaba tu piel de repente se producía un eclipse. Tu cuerpo se interponía entre el resto del mundo y yo. Y yo entonces era tan feliz que ni siquiera sabía que lo era. Lo hacíamos como animales. El amor, lo de después, y luego de nuevo el amor. El tiempo nunca pasó a cámara lenta, pero cuando nuestros corazones latían tan rápido, aquellas horas parecían durarnos minutos. Tampoco mirábamos el reloj, eso es cierto, pero nos amanecía el sol por la ventana y nosotros aún olíamos a noche. Así que nos encerrábamos en un cuarto, bajábamos la persiana, abríamos las manos, cerrábamos los ojos. No comíamos, no dormíamos y aprendimos a soñar de alguna extraña forma. Nos hicimos noctámbulos, nos salieron ojeras y agujetas en la sonrisa. Porque sonreíamos mucho. Debes recordarlo. Una vez, al mirar por la ventana: “las estrellas parece que están más cerca”, dijiste. Y en ese momento te miraba y supe que tenías razón. Regresemos pues. ¿Sabes?, se me olvidó tu nombre, como si de tanto repetirlo en mi cabeza hubiese dejado de tener sentido. ¿Cómo un nombre puede abarcar todo un universo? No, no tiene mucho sentido."





En un mundo de grises

miércoles, 27 de agosto de 2014

Cuando baje la marea

Mañana hay una fiesta y me ha invitado el ron a hacerme daño, a hablarle a otros hombres del cielo de tus labios. Cada noche siento que he perdido más el control, el control de una situación que nunca existió. No encuentro sentido a mis palabras, no entiendo las cosas que hago. A veces pienso que estoy en el cuerpo de una extraña. Contra el mundo, a diario, sin ganas de luchar. Es irónico. No soy capaz de mirar otros labios, no soy capaz de creer cualquier palabra que reflejan sus manos. Escuché una vez que no hay nada peor que sepan que estás enamorada y lo ignoren. Es realmente triste. Y quizás dure poco, quizás sea efímero y vuelva a las andadas de ir rompiendo corazones a cada paso de mis pies. Pero te conozco, siempre estuviste aquí. Sé como hueles, sé como sientes.

Y me he acostumbrado a la sensación de sentirme vacía, que nadie me entienda, que sea ridículo hablar de amor. Sigo buscando un sentido a mis días, un porqué decidí quedarme donde estoy. En un punto de inflexión donde nada en mi interior va bien. Momentos de incertidumbre, ataques de pánico en las noches, con miedo de cerrar los ojos y no poder ver. Veo rostros de conocidos y no hacen más que volverme loca. No sé de que hablar ni a quién escuchar, no sé que sentir ni hacia quien. Se vuelve oscuro todo esto por cada segundo que pasa. Y sé que estarás bien, que yo estaré bien, que sentiré, reviviré. Pero no puedo evitar sentirme muerta por dentro. Como si me hubiese pisado un invierno demasiado largo. Como si el frío no tuviera intención de marchar. Ya ni siquiera existen para mí los veranos, no desde que te ví. Creo que eres más feliz

lunes, 25 de agosto de 2014

Loki

You know mistletoe is important to Druids but, do you know why people kiss under the mistletoe? It’s a Norse myth. Baldur the son of Odin was the most beloved by the other gods. So much that they wanted to protect him from all the dangers in the world. His mother, Frigg, took an oath from fire and water, metal, stone and every living thing, that they would never hurt Baldur. At a gathering, they tested him. Stones, arrows and flame were all hurled at him. Nothing worked. But there was one god that wasn’t so enamored of Baldur, the god of mischief, Loki. Loki discovered that Frigg had forgotten to ask mistletoe, a tiny, seemingly harmless plant and completely overlooked. Loki fashioned a dart out of mistletoe and it killed Baldur. Frigg was heartbroken. She decreed that mistletoe would never again be used as a weapon and that she would place a kiss on anyone who passed under it. So now we hang mistletoe underneath our door during the holidays so that we will never overlook it again.

lunes, 18 de agosto de 2014

Far Away

¿Lo notas? ¿Eres capaz de apreciarlo? ¿O ya murió tu instinto animal? Y te quedaste en un simple... humano. Asqueado, vendedor de propaganda, historias jamás contadas porque siquiera fueron reales. Me pregunto si a veces tendrás la decencia de hablar con tu antiguo yo y recordarte que una vez fuiste admirable. Las personas cambian, algunas incluso mueren.

Yo he muerto, hace tiempo. Desde el día que te conocí. O quizás fue después. Sé y reconozco que ha sido una pérdida de tiempo. Pero sigo soñando con los árboles y los viajes que haré. Sigo soñando con los lugares donde viviré y donde jamás será recordado mi nombre. Porque es lo que quiero. Que se me olvide como a los grandes filósofos de nuestra historia. Que no se me de importancia. Volveré a volar de alguna manera, lo sé. Me falta ilusión, esperanza en mí. Pero lo arreglaré. Arreglaré mis problemas de autoestima, solucionaré mis luchas diarias y entonces caminaré. Lejos. Aún tengo unas monedas para llenar el depósito de ese viejo coche y marcharnos. Marcharnos lejos, donde nadie nos detenga. Donde la libertad esté más allá del horizonte.


Y querré dibujarte constelaciones en la espalda juntando uno a uno tus lunares. Querré besar cada milímetro de tu piel para que reconozcas en mis ojos cuanto te deseo. Quemaré el café por las mañanas para que su olor te recuerde siempre a mí. Siento robarte toda tu ropa pero es que me sienta tan bien... Y bailaremos, al ritmo de cualquier Jazz, me da igual mientras me sujetes con fuerza, me da igual mientras me desees. Pero bailemos lento, cerca, muy cerca, tan cerca que pueda respirar tu respirar. De tal manera que me vuelva loca y lo hagamos en el sofá. Deseo y quiero que un día de estos me permitas llevar la correa de tu perro y me inundes de tu sudor en aquella azotea. Para revivir, para guardar ese recuerdo.

domingo, 17 de agosto de 2014

Coffee

Domingo por la mañana y la brisa se mezcla con ese olor peculiar a café. Café tostado. Me asomo a la ventana con una sonrisa para esnifarlo. Me encanta. Me hace pensar que cosas mejores vienen por delante, que las cosas cambiarán y los pequeños detalles seguirán ahí. A veces tengo la necesidad de sentir ese olor tostado y encenderme un cigarro, disfrutar de ese pequeño momento que me hará volar. Pero me tengo que concentrar. Tengo que cumplir mis metas si algún día quiero ganar. Si quiero llegar a ser alguien. Si quiero salir de aquí.

sábado, 16 de agosto de 2014

Quizas

Y mientras ellos iba contando las horas, los minutos, tachando días en el calendario. Dispuesta a saber y conocer el secreto del amor. Que que se hace para enamorarse y que se hace para olvidarse. Ni uno ni otro fue capaz de contestar. No recuerda como se enamoró y pasa el tiempo y aun no lo ha olvidado. Sera muy ingenua la pobre o su tiempo ya habrá pasado. Ahora mismo debería buscar oxigeno por que le cuesta respirar. Quizás debería viajar lejos , quizás debería ir a buscarte... o mejor no, debería empezar una vida nuevo sin tanto lastre. El problema, es que no quiere. O si, pero no le sale.

miércoles, 13 de agosto de 2014

Amaia

-¿De qué se trata?

-De una depresión...-Balbuceó

-¿Depresión? ¿Cómo? ¿Hasta cuando..?

-No durará mucho.-Sus manos parecían limpias pero era incapaz de dejar de frotarse las manos.-Es consciente de su situación, sabe que tiene el autoestima muy baja. Por ello sabe que tiene que cambiarlo. Pero hasta que eso ocurra, tardará. Me sorprende que le halla afectado hasta tal punto, no sé, las personas de su edad no suelen tener depresiones, no por esto.

No sabía hasta que punto se equivocaba. Pero no debía mantenerse quieta, debía continuar. No podía seguir colocándose, ir puesta hasta las entrañas de cualquier droga dura mezclada con alcohol. Sus ojos la delataban y seguramente, el día en que volviera a la facultad, volverían a plantearse su presencia en aquel edificio. Ya había dado suficientes problemas, suficientes lágrimas, momentos vagando de una pared a otra. Se tenía que terminar. No podía seguir dependiendo de sus pasos. No mientras la mentira siguiese comiéndola por dentro. Quizás sabía que él debía haberla retenido de la misma manera que retenía su orgullo. Era consciente de que ella era capaz de pisar, machacar y hasta quemar su orgullo con tal de no decir nunca la verdad, no mientras él se lo hubiese pedido. Por su futuro, su amistad, sus juegos... ¿Pero qué había de sus sentimientos?

Amaia se sentía confusa. A diario, en sus minutos de soledad, se asomaba a la ventana y encendía un cigarro mal liado- Ahí revivía recuerdos, frases y a veces sentía sus besos. Por eso gritaba a diario, por eso salía a correr y era capaz de esprintar olvidándose del daño. Sólo quería eliminar esa presión en el pecho, ese dolor. Se había olvidado de su cara, de su cuerpo, sus gestos, hasta de la maldita y jodida matrícula de su coche. Aunque no eran esas cosas las que recordaba, demasiado material para sus hazañas. En cambio recordaba su voz, los gritos de su hermano, las risas de su familia en una terraza de verano, a su primo saltando. Era capaz de recordar el peculiar olor de la cocina, el polvo de cada uno de los peldaños, el humo del tabaco. Su sonrisa, imperfecta pero tan perfecta para ella. Su tono de voz elevado, luchando por tener razón. Su olor a verano. Era capaz de recordar lo poco que ahora mismo quedaba de él. Si es que existía. Pero ella sabía que seguía con vida. A veces aparecía en noches tranquilas, reflejado en sus ojos, quejándose como un crío, besándola con cariño y haciéndola el amor hasta desgastarla. E indudablemente fue consumida por más de una sola caricia.

Amaia se sentía confundida. Sabía que saldría de esta. Eso dijo hace un año. Y quizás hubiese sido más fácil si no le hubiese dejado entorpecer el paso. Pero ¿Y ahora? ¿Sería ahora fácil o... sería un auténtico infierno?

Your Stupid Face

Hace prácticamente un año que todo cambió, que yo cambié. Admito que me volví una cínica, que dejé de creer. Sé que me cerré y dejé de tratar con las personas. Hasta que unos pocos me convencieron y demostraron que amaban mi personalidad, que sabían que había algo más que una simple fachada, un corazón fuerte y lleno de calor. Y a ellos se lo agradezco. Dejé de escribir, dejé de fotografiar, dejé de besar, dibujar, de montar, dejé de tener esperanza en los demás. Me cerré tanto que dejé de creer, dejé de hablar de ti y jamás expliqué el porqué. Por eso nadie conoce la verdad. Y me alegro. Hace prácticamente un año que no he vuelto a querer a nadie. Hice tantas veces el imbécil que no sabría decir hasta que punto me arrepiento. Normalmente creo que los errores no hay que negarlos, que forman parte de nosotros pero esta vez, me arrepiento. Me duele no volver a ser la misma, negarme a dar a conocer mi mundo por miedo a las de perder. Por no volver a creer en nadie, por no volver a querer a nadie. No hay dos abrazos iguales, no hay besos comparables ni caricias tan excitantes. No hay nada comparable a lo que sentí. Sólo se asemeja a las montañas, a esas incontrolables ganas de vivir. Sólo ahí soy capaz de sacar mi lado salvaje, de respirar y aunque intente remediarlo, de acordarme de ti.

lunes, 11 de agosto de 2014

No hacia falta

No hacia falta ser muy inteligente para suponer que esa noche no desharia las maletas.  Tampoco lo hacía falta para deducir que sus ojos pedían agua, que llevaba prácticamente una semana borracha y que no era la fiesta quien la sacaba de casa.  Seguramente se tratara de un impulso suicida por no volver a verte. Siempre pensó que las malas noticias venían en septiembre. Pero no va a lamentarse más que por los que quedan, por aquellos que se atreven a llamarse hermanos incapaces de creer que durante meses fueron engañados. Que las mujeres somos culpables pero vosotros unos cobardes.

viernes, 8 de agosto de 2014

Te marchas

A veces uno se tiene que marchar. Lejos. Coger ese tren y desear no volver. A veces ocurre cuando quieres huir de tus propios fantasmas. No siempre da resultado pero lo bonito es intentarlo. Sólo quería un abrazo. Y lo conseguí. Ahí quise mirarte a los ojos. Seguramente después hubiese deseado besarte. O a lo mejor me hubiese quedado quieta sin ningún tipo de impulso. Al igual que te seguía de un lado a otro y hubiese deseado que fuese uno de nuestros juegos. Aquí te pillo, aquí te mato, literal. Pero ni tu querías besarme ni yo quería que descubrieras que iba a lloré. Y lloré. Mucho. En cuanto di la vuelta sin mirar hacia atrás. Y sé que sería capaz de recorrer mil kilómetros con tal de volver a verte. Pero no puedo seguir llorándote. No puedo seguir abrazando a mi madre en busca de un porqué. No puedo beber, copa tras copa, no puedo estar desde las doce de la mañana levemente sobria. No puedo entoxicar mis pulmones como si se trataran de fuegos artificiales. Y no puedo soñarte. Pero te deseo lo mejor, de todo corazón. Y espero que un día vuelvas y me cuentes que eres feliz. Me haría feliz saber que te enamoraste, que encontraste la musa que patentizó tu canción. Que soñaste tanto que agotaste el colchón.

Mientras yo me quedaré aquí. Seguramente te espere indirectamente esperando a que el tiempo te haga madurar y que si no has cambiado de opinión entiendas que apoyé cualquier decisión. Y que aún estando a mi lado, te hubiese alentado a marcharte. Porque huir, no es la respuesta pero vivir es alcanzar tus metas.

Mientras vivas seré feliz. Mientras, yo, seguiré huyendo lejos de tus fantasmas, lejos de tu olor, pero no prometo no derramar ni una sola lágrima. Ni olvidar dedicarte una gota de alcohol.



Palabras que anuncian las despedidas anticipadas, que explotan en mil pedazos cuando se callan, que suben por tu garganta entre cortadas, que matan. Me pierdo pensando en nosotros y juro que no me arrepiento, de haberte entregado la vida me queda lo bueno,  te miro a los ojos y sé que ha llegado el momento, y tiemblo. Cansada, de no parar de dar vueltas en nuestra cama, volando en paracaídas por esta casa, buscando rastros de vida, no queda nada, que valga,  me pierdo, pensando en nosotros. Siempre pensaré que te encontró mi estrella de la buena suerte, no sé cómo curarme el corazón. Y ahora que está claro que ninguno de los dos fue tan valiente, me pierdo entre la gente y tú te marchas, y no sé me ocurre decir ni una sola palabra que acabe con este silencio que ahora me alcanza. Y muero matando, te beso despacio y te digo que solo el amor ya no basta, mis años mi vida mis noches en siete palabras. Hoy te marchas y el silencio que entró en mi alma sólo mira por la ventana para verte gritar, ya no queda entre nosotros nada, se acabaron nuestras palabras, el recuerdo que no se marcha hoy se quiere quedar.

miércoles, 6 de agosto de 2014

Hope

Seguramente llegue el día en que mi cerebro deje de pensar. Un día mi corazón dará un vuelco y volverá a respirar. Ayer escuchaba una frase que me hacia igual de gracia que me daba felicidad.  ¿Que hora es? Ahora. Es ahora y es lo único que importa. No hay que pensar en el futuro ni revivir el presente. Y se trata tanto de mi filosofía... Pero llegas tu y me rompes los esquemas, rompes mis principios y me rompes a mi como si se tratara de una promesa, con la cruel excusa de ser honesto. Lo llevas haciendo tanto tiempo... Quería mirarte a los ojos pero no pude, quise abrazarte pero mis músculos no dieron mas de si, mas que un simple "nos vemos". Irónicamente no nos volveríamos a ver. Yo lo sabía, en el fondo lo sabia, que nunca fui nadie para el, nada mas que un pasatiempos. No es su culpa, es culpa mía por elegir esta estúpida forma de vivir. De soñar. De lastimarme. De besarle. Y seguramente siga llorando al pasar cerca de su casa. Y seguramente rompa miles de corazones más por quererle solo a él. Es posiblemente que no vuelva a soñar con otros brazos ni con otra sonrisa. Ni con otra voz, su ridícula voz. Quizás a su lado me sentía pequeñita, estúpida pero amaba la manera que tenia de creerse mejor, aun sin serlo. Me gustaba la forma en que me interrumpía, como levantaba la voz y me escondía entre mis lágrimas. Seguramente sea ridículo de admitir pero me alegro que haya sido él. Es un honor para mi que me haya roto el corazón, él, solamente él.

Ahi...

¿A que no sabes donde he vuelto hoy? Donde solíamos gritar meses antes de este ahora sin edad, aún vive el monstruo y aún no hay paz. Y en los bancos que escribimos medio a oscuras, sin pensar, todos los versos de "Heroes" con las faltas de un chaval, aún están. Y aún hoy, se escapa a mi control, problema y solución, y es que el grito siempre acecha, es la respuesta. Y aún hoy, sólo el grito y la ficción consiguen apagar las luces de mi negra alerta. Tengo un cuchillo y es de plástico donde solía haber metal, y el libro extraño que te echó de párvulos, sus hojas tuve que incendiar. Y en los hierros que separan la caída más brutal siguen las dos iniciales que escribimos con compás, ahí están. Vertical y transversal, soy grito y soy cristal, justo el punto medio, el que tanto odiabas cuando tú me repetías que té hundirá y me hundirá, y solamente el grito nos servirá, decías "es fácil" y solías empezar. Y es que el grito siempre vuelve y con nosotros morirá, frío y breve como un verso, escrito en lengua animal. Vertical y transversal, soy grito y soy cristal, justo el punto medio, el que tanto odiabas cuando tú me provocabas aullar. Y ya está, ya hay paz, ya hay paz. ¿Porque gritaba? Lo sé y tú no, no preguntabas, tú nunca, no.

martes, 5 de agosto de 2014

Y serás feliz

People help people. O eso dicen. Algunos besan el suelo que pisan sus amigos, otros prefieren pisar el de la persona que acabará con su vida. Hay demasiadas injusticias hoy en día pero cada uno es libre de elegir su su dolor, sus sentimientos. Quizás no sepamos manejarlos pero uno decide el límite hasta el que está dispuesto a amar. Al igual que sufrir. Tu sufrimiento no depende de nadie, solo de ti mismo. Y si te han dejado, abandonado, no deberías culparte a ti mismo. Deberías saber que los hechos son los hechos y tu eres quien decide aceptarlos o rechazarlos. Pero aunque los aceptes a veces la situación escapa de tu control. A veces los sentimientos se vuelven tan grandes que explotan en tu interior como minas que no eres capaz de detectar antes de pisarlas. Y quizás esto me esté ocurriendo. Debería esforzarme más al engañarme y aceptar que nunca volverás, que nunca te he importado y que no soy más que una idiota, tal y como me repites hasta el día de hoy. Idiota por creer que un día de estos me recibirás con un beso. Y eso es lo que hiciste, rompiéndome todos los esquemas, una vez más. Disfruto con tu compañía, no lo puedo negar. Por eso me entristece que todo vaya a cambiar




Por eso me entristece que nunca más nos vayamos a encontrar

Por eso me alegro, porque crecerás. 

Y sé que te enamorarás, que cambiarás.

Qué cumplirás tu sueño

Encontrarás tu lugar

Y serás feliz.

lunes, 4 de agosto de 2014

Are you gonna stay the night?

Vas a acordarte de mi, cuando llegues a tu casa cansado del sol que abraza tu espalda, cuando caiga la noche y quiera esconderse tras las montañas. Verás su reflejo en mis pupilas, recordarás mis ojos vidriosos repletos de ilusión, de esperanza. Esperanza en ti. Me contagiaste tus ganas de vivir y al mismo tiempo... Me las arrebataste. Y te veo, siempre como un cuento, lástima que con un final. Sabes, no debería pensarte, no deberías estar en mi cabeza. Tengo que dejarte marchar, olvidar tu felicidad, olvidar las noches en que nos escondíamos en la habitación, asomando nos a la terraza en bragas. Queriendo, soñando ser feliz. Siendo feliz. Viví la libertad cautiva entre tus brazos. Bebí de la fuente de la juventud aquel verano. Respire la droga de lo que es el amor, o eso dicen. Y aún tienes mi risa entre tus sábanas, a veces se cobija mi perfume en tu pulmón. De vez en cuando te imagino asustado bajo el edredón, a ver sí vas a escuchar golpes en la pared. A veces me verás inocente aún sentada en el sillón. Antes de que tu cuerpo me abrazara, antes que fuera condenada. Olvida mejor las veces que como dos niños, me cogiste de la mano y entre risas tímidas cerramos la puerta y conquistamos el colchón. Olvida también mi pelo mojado, secado después al sol. Borra las peleas que tuvimos con el césped y acabamos pagándolo con la pared. Mejor escúchame, aunque nunca lo hiciste y no me inhales en cada recuerdo que oprima tu piel. Haz que nunca he existido, no me beses en más sueños, haz que se borre tu nombre en mi memoria y... Quiere me. Y haz que me olvide de ti, que no quiera verte la cara y discutir lo que significo para ti el amor. Me gustaría por un momento tenerte de pie y que me mintieras a los ojos como hasta ahora. Que me digas y prometas de nuevo que nunca me abandonarás. Que estarás siempre a mi lado aún cuando las dudas lo inundan. Haz me creer que fuiste el único, la encantadora muchacha enamorada del villano. De una persona sincera hasta la muerte, impulsiva de poca razón. Ingenua yo pensando que querrías volver a mis brazos. Que no son coincidencias cuando se juntan dos. Que ese día, por una vez, volví a conocer el amor. Con tu mano en mi cadera, apretando fuerte a ver sí sentías el hueso. Y me encantaba inundarme en tu sudor, la fuerza con que me agarrabas, me encantaba como jadeaba(s) y me moría de ganas. No he estado nunca tan cerca del cielo. Pero ahora, tienes que marchar antes de que cometa un homicidio mental. Porque me vuelven loca estas maneras, no quiero volver a verte, saber tu nombre ni la fecha en que dios te trajo. Necesito qué hagas que te odie, invéntate una excusa pero... Te odiare. Haz algo cruel, mentir no fue suficiente, quítame la vida... Hazme creer. Siento que te tengo debajo de la piel y no te puedo perder. Muere, en mi recuerdo, muere conmigo si hace falta. Pero quiero ser feliz, vivir. Y tu me estas acabando, haces que quiera más de algo que no volverá. Me tienes engañada, no sería la primera vez.

domingo, 3 de agosto de 2014

Keep It real

"En ese momento dejó de sostener el móvil en sus manos y de sus labios se desprendió un leve sollozo. Unas simples palabras eran capaces de romper cualquier corazón. En ese momento se dio cuenta de que realmente le quería, que su nombre había atravesado su piel como si se tratara de un tatuaje y sus ojos se habían vuelto su mayor pesadilla. En ese momento fue consciente: Se había marchado".

 -¿Pero volvió?

 -No lo sé, así termina la historia ¿No ves? No hay más páginas, sólo los agradecimientos y la editorial... creo.

 -No puede terminar así

 -¿Qué quieres decir?

 -Que sigas escribiendo. Si de verdad le quiso, le esperará. Y volverá, seguro que volverá.

-No, cielo. Se ha ido. No todas las historias acaban como querríamos. No las de verdad.

miércoles, 30 de julio de 2014

Back to black

Entonces entendí que posiblemente se tratara de una pérdida de tiempo. Nadie es capaz de predecir su destino pero cualquiera es capaz de perseguirlo. Pero para ello antes has tenido que conocerlo, o por lo menos deducirlo. Los enamorados frustrados persiguen su sueño, la chica, el chico que les complementará para el resto de sus vidas. El resto da igual, si hay dinero, un techo, lo importante es el amor. Y el oxígeno. Los hay más sofisticados que buscan la gloria y el dinero, destacar por encima de los demás, ser dueño de un gran hogar con piscinas y jardines que no se alcancen a ver. Otros simplemente quieren ser mejor que el resto. A veces me he preguntado en que se basa esto. ¿Cómo alguien es capaz de creer que está por encima de cualquiera? No sería capaz de cuestionar las habilidades de nadie, pero si las mías propias. Sé que nunca seré la mejor en nada, que no tengo las habilidades suficientes para convertirme en campeona pero me satisface todo aquello que hago. Y no por eso soy la mejor. Sé que nunca seré la más guapa pero me es suficiente serlo a ojos de quien me ama. También sé que no seré una escaladora innata pero me hará feliz ser capaz de subir esa montaña.

No soy capaz de comprender a esta gente porque creo en algo llamado humildad. Creo que cada uno se esfuerza dentro de sus capacidades para conseguir lo que realmente quiere. No digo que tengamos límites, solo que uno va hasta donde quiere llegar. No hay mejores ni peores. Me pregunto donde estaban tus límites o si acaso existían. También me pregunto si realmente te sentías mejor haciendo a los demás sentirse inferiores. Porque a mi me hacías sentirme insignificante ante tanto poder. Pero acabé acostumbrándome, hasta me encantaba ver tanta sabiduría en tus labios.

Mi destino no eres tú ni tampoco lo son tus errores. Eso lo sé, sé que te has ido y quizás yo no debía haberme apresurado tanto. Pero uno no decide a quien querer o de quién encampricharse. Desgraciadamente, te quise demasiado, tanto que me cuesta creer que volveré a querer.

lunes, 28 de julio de 2014

Y sigas sin saber lo que es amor

Siempre me han gustado los trenes, esperar en los andenes a ver sin esta vez tengo suerte. Suerte de tenerte, que aparezca mi destino. Pero el día que te vi bajar vestido tan elegante de ese vagón, supe que ya lo había encontrado. Recuerdo que hasta Olías bien y por una vez no era yo la de los elegantes ropajes. Me acuerdo de tu nariz contra la mía y mi risa. Recuerdo tu mal humor, tus historias y fantasías. Recuerdo que mi fantasía era humedecerte, a todas horas.

Aun a veces pienso en tu compañía y como me corrompo a mi misma. También pienso en como dicen que hay que luchar y luchar por eso que quieres. Y en cambio yo, me rendi a destiempo. Y se que luchar hará que no te vuelva a ver mas veces

"No llores que te pones muy fea, Roxanita"

Me quedé con esa frase y con su sonrisa. Siempre la recuerdo al secar mis lágrimas frustradas. Pero a veces llorar es necesario para crecer. Aunque creo que llevo un año sin florecer, buscando en los recovecos de algún corazón. Creo que así suenan los corazones rotos. Con silencio, palabras nunca nombradas y recuerdos deseando arder. Pero un corazón no puede estar roto sin haberse enamorado. Maldita mi manía de buscarlo en cualquier lado, de besar el suelo que rozó con sus dedos, maldita mi manía de sonreír de verle, de reconocer su imagen en un lugar sin tenerle. Bajo recuerdos y sentimientos que jamás creí que seguirían. De hecho, el tiempo lo cura todo ¿Entonces como es posible que se haya vuelto más fuerte? Cada vez recuerdo más el latir en su pecho, las risas, los rostros de esas niñas. Pero es que no hay mayor mentira que la de sus labios y nadie me lo tiene que jurar. Incontrolable el dolor que siento de no tenerle a mi vera, no llega a dolerme verle entre brazos de otras mujeres, solo siento que cada paso que doy más tiento a la suerte. Y es que no he venido a recordarte tu belleza. No he venido a dedicarte un rock 'n' roll. Pero no soy una más aunque lo quieras, maldita sea la vela del barco de tu voz. Represento a toda mujer enamorada, cuando llueve me imagino en tu sudor. Atrévete a decir que no es amor. Tu boca es el portal donde quiero dormirme, tu ropa mi peor enemiga, imagina que te beso y no te giras. Sentí tu aliento y vi Santiago amaneciendo, saliendo de un concierto reías. Si supieras lo que te miro a escondidas, si supieras lo equivocado que estás estando con otras. Si me dieras un minuto en tu barriga, no te pido nada más, pero dámelo antes de que sea de día. Tu sonrisa es la más bella cara al mar pero me hablas de sequía y en Pantín fugó una estrella en tu lugar. Bailo contigo en la distancia, supongo tu calor, supongo estás cansado, amor. Y duermo con una foto tuya y ahí no dices que no. Ahí dices 'cántame' y te hice esta canción. Que ha venido como yo, desnuda y sola. Medianoche, vida mía, ya me voy.

sábado, 26 de julio de 2014

Back to paradise

Hay lugares que deberían permanecer intactos, como paraísos, como santuarios personales. Por ello creo que hoy no he podido ser más feliz. Volver a mantener contacto con la naturaleza, mi naturaleza y desatar ese lado salvaje. Sentir el miedo otra vez, las ganas de volver. Hay cosas que marcan tu cuerpo componiendo esa base que te hace estable. Otras solidifican el alma y te suelen tener contento. Y para mí es este lugar, un sitio donde reside mi alma y cuerpo.

Forget ya

Dicen que el tiempo lo cura todo. A este paso he llegado  a creer que el tiempo no hace más que reírse de nosotros. De verdad ¿que me está pasando?  En que momento me volví tan cínica.  Desde cuando me negué a las historias de amor, sin renunciar a los revolcones en el colchón,  sin olvidarme de ti.  No entiendo como he llegado a la situación de conocer que el lugar que quiero estar es en el de tus brazos.  Ya no he vuelto a fantasear con ramos ni flores, tampoco con el chico malo de la esquina, ya no me pone.  Ni los andares extravagantes, ni los besos en los ascensores.  Tengo la sensación de que desde que te fuiste una parte de mi murió contigo.  Y creo poder afirmar que no hay mayor dolor que ver una vida que tuviste. La risa, las voces de una familia que yo conocía. Y ahora me escondo en el coche como los delincuentes con la diferencia de que ellos no romperían a llorar con su presencia. Ni contigo al entrar.  Nunca antes mis células habían estado tan alerta. Nunca antes había llegado a casa gritando a rabiar. Que te odio y nunca podré hacer como que todo me da igual.

jueves, 24 de julio de 2014

What a way to live

Cuánto le costó cerrar los ojos e imaginarlo todo. A veces ni dormía, inundada en la insomnia de volver a verte. Esperaba y esperaba y tu nunca la recordabas. Empezó a creer que las pérdidas de tiempo se habían convertido en su nueva afición. Como tú, una auténtica pérdida de tiempo. Con tu piel tostada horas al sol, cansada de trabajar, tu pelo siempre mal peinado que a veces te hacía parecer un expresidiario, tus ojos tan oscuros imposibles de distinguir entre la noche. La estúpida dejó medio equipaje en un rincón de tu corazón creyendo que cada vez que atravesara el umbral de ese jardín se sentiría como en casa. Y es que la vi, te juro que la vi como sus ojos se inundaban de miedo y felicidad al volver a oler la hierba, las golondrinas volar buscando refugio en el porche de aquello que un día se dignó a llamar hogar. Aún recuerdo como se le erizaba la piel con el tacto de la barandilla que conducía a tu habitación, con ese ligero olor a tabaco que nunca la llegó a desagradar. Y lo único que quería hacer era volver a asomarse a la terraza en bragas. Contigo a su lado, sin que te avergonzaras de cómo se llamaba. Ni que te rieras al mencionarla, ni la hacieras sentirse estúpida con cada palabra que entonabas. Lo que ella deseaba en ese momento era verte dormir de la misma manera que lo contaba en cuadernos rotos, escritos por, para y sobre ti. Pero esta vez no te despertaría ni te haría de rabiar, no saltaría sobre tu espalda ni gemiría como un gatito al que hay que amamantar. Disfrutaría de esos minutos junto a ti, y se seguiría preguntando que hizo ella para merecer que no la abrazaras. Solo recuerda una vez en que la abrazaste e indirectamente la dijiste que la amabas.

¿Sabes? El otro día me la encontré. No quiso volver a saber de ti, o eso o me mentía. Mencionó que estaba harta de mentiras, de polvos a escondidas, de promesas falsas y esperar que cumplieras tu palabra de irte con otras tías. Estoy segura de que me mentía porque agarraba con fuerza la mano de aquel con el que parecía que se comprometía. No para demostrarle que le amaba, lo que quería era evitar que las lágrimas corrieran por su cara, tan descontroladas. Siempre fue una chica fuerte, sin problemas, nunca quiso hacer mal a nadie y jamás acabó enamorada. Le dije que estabas bien, porque sus ojos a gritos lo clamaban. Y allí acabó la conversación. De haber podido, te juro que hubiese salido corriendo, pero caminó en dirección contraria, firme, como siempre quiso que la recordaras.

Y yo sólo pude mirarla de lejos pensando "que manera tan estúpida de vivir"

miércoles, 23 de julio de 2014

Now or never

Espere hasta el sábado y la orquesta fue Cambiándome la suerte. Y no te quiero tanto como para recordarte perdido en otros brazos, o después de un polvo en cualquier baño. Mientras el tiempo va pasando yo me marchito entre otros rincones para que tu puedas ver florecer tus amores

domingo, 20 de julio de 2014

Ha pasado mucho tiempo desde que ella recordó tu nombré. Un día creyó conocerte y al día siguiente creyó que se ahogaría en su propio lamento. No sabría decir si fue su bendición o no fuiste mas que una traición. Pero ella quiere que vuelvas. Imagina que hace tiempo que debió asimilar que nunca jamas. Aun recuerda el miedo, sus labios temblaban, tu mirada la mataba. Cometió el error de bañarse en esos ojos oscuros como el carbón. ¿Y ahora? ¿Quien eres? ¿quien eras? Y porque hiciste feliz a una ignorante para luego mentir. Ella creyó que serias la excepción, que serias su helado de chocolate y vainilla.  Hace un año que entraste en su cabeza para no salir. Hace un año y ocho días que creyó en las locura de vivir.

sábado, 19 de julio de 2014

Travelers. No se si existe una palabra exacta para traducirlo. Son aquellos que no pertenecen a ningún sitio y nunca están por mucho tiempo. Yo soy uno de ellos y a lo largo de nuestra vida miles de personas así aparecerán y desaparecerán con la misma velocidad.

lunes, 7 de julio de 2014

Las fechas para mi viaje no son las más acertadas. Ocho de Julio, día en que sin saber cómo ni por qué, te conocí. Día veintidós de Julio, a la una y pico de la mañana, momento en que  dejé de tenerte miedo y se nos juntaron los labios. Me sorprende que siga acordándome de estas fechas y de ti. Pero es hora de coger este avión, he cometido muchas estupideces a lo largo de estos años y no, tu no eres una de ellas. Lo estúpido fue que conocieras a otra persona que en realidad no era yo. Nunca fui del todo sincera contigo y eso me hizo actuar como una idiota. Pero no importa, tomamos caminos diferentes y ya está. Y te deseo lo mejor igual que me lo deseo a mí. Prometo controlar mi cuerpo, dejar de ser tan impulsiva y volverme adicta a ti. Sólo obedeceré al viento, las montañas, las olas y la playa. Que me hagan sentirme joven hasta decir basta. Doy gracias por que de alguna manera el destino siempre tiene un regalo para mí. Es algo que de empezar a valorar. Un simple gesto, una amiga proponiendo te un reto y tú y tu aprensividad. Casi tres meses después, se acabó. Y juro que no soy capaz de llorar de felicidad porque jamás lo he asimilado.

miércoles, 2 de julio de 2014

He malgastado mi resistencia para un bolsillo lleno de murmullos, tales son las promesas, todo mentiras y bromas. Sigue siendo un hombre, oye lo que quiere oír y no tiene en cuenta el resto. Su orgullo le mató y le hizo andar despierto. Se creía superior pero no era cierto, era un cobarde incapaz de enfrentarse al miedo. Y yo morí al verle con el rostro descubierto, incapaz de comprender como podía seguir creyendo. 




 He malgastado mi tiempo



martes, 1 de julio de 2014

Y una vez más, como no, volveré a pensar en ti. En tu piel tostada al sol, como si pudiera quedarme a vivir. En tus labios entrecerrados, esos que jugaban a ver si llegábamos a besarons. Pensaré en los atardeceres que quise vivir reflejados en tus ojos, en el agua resbalando por tus hombros. Recordaré mi risa al ver el mundo boca bajo y besandote pensando que besaba al cielo. A veces me imagino rozando con los dedos las paredes de tu cuarto, el sonido de los libros al caer y tu respiración jadeando. Y a mi respirando, intentándolo, sucumbida entre tus brazos. El aroma a verano, a ti, las ganas de vivir. Seguramente llore, no lo puedo evitar. Seguramente una vez más me recrimines que yo quería algo más. Y es que me basta con verte feliz, jugando conmigo a ver si me hacías daño, si tentabas a la muerte a mi lado. No necesitaba una correa ni la expedición de tu libertad. Te quería a ti, ocupando un lugar. Daba igual, más cerca, más lejos. Siempre lo serás todo para mi, aunque no lo puedas entender, aunque te olvides de mi.

sábado, 28 de junio de 2014

Como cuando te apareces sin haber venido, ofreciéndome un cigarro a las dos de la mañana. Tu no estas ¿como vas a estar perdido? Has estado siempre rodeado de personas que hoy solo son gente. Siempre en pie, porque el mundo es una porquería, mucha gente harta y unos pocos lo ven bien. Y tú te quedarás de pie esperando el día en que vuelva a llover.

viernes, 20 de junio de 2014

Debí jurarme a mi misma que no pasaría. Que frenaría como un amo frenaría a su perro, precipitándose a la muerte. Sé que nunca te defraudaré, sé que siempre de alguna manera estaré ahí deseando sacarte tus penas aunque no te guste hablar. Algún día imaginé que serías capaz de ser sincero contigo mismo, conmigo. Pero creo que me he rendido. De creer, de excusas, de romper promesas. El mes que viene rompo con dos miedos. El miedo a volver a ese lugar y el miedo a recordar el día que te conocí, el día que tentaste mi miedo o el día que decidiste luchar. Me marcharé y no volveré a saber de ti

martes, 17 de junio de 2014

Hace muchos años vendí mi libertad a cambio de dos míseros abrazos. Las condiciones eran sencillas, que fueran sinceros. La ironía fue que aprendí lo que era la libertad el mismo mes que la perdí. Saltando, luchando, gritando, besando... pero nunca abrazados. Era listo el diablo. Le regaló mi libertad a la misma persona que me la arrebató. A cambio de dos míseros abrazos, los cuales recuerdo como si estuviéramos piel con piel. ¿Valió la pena? Créeme, supe lo que era la libertad cautiva entre sus brazos.

Aunque tú no lo sepas me he inventado tu nombre, me drogué con promesas y he dormido en los coches. Aunque tú no lo entiendas nunca escribo el remitente en el sobre por no dejar mis huellas. Aunque tú no lo sepas me he acostado a tu espalda y mi cama se queda fría cuando te marchas. He blindado mi puerta y al llegar la mañana no me di ni cuenta de que ya nunca estabas. Aunque tú no lo sepas nos decíamos tanto, con las manos tan llenas, cada día más flacos. Inventamos mareas, tripulábamos barcos y encendía con besos el mar de tus labios.

lunes, 16 de junio de 2014

Nadie me creía cuando decía que me bastaba con poco. Me considero minimalista de su presencia. El aire que me envuelve al entrar en la habitación es suficiente. A veces, me recuerda a ti. Nunca necesite tu sombra pero si me bastaba con ver tu cara a primera hora de la mañana. De vez en cuando. Juro que jamás he deseado tanto un cuerpo como te deseo a ti. Que a veces te sueño estampando me contra el suelo y haciéndomelo sin miedo, a veces lento, otras gritando tu nombre o llamando dioses que no existen. Otras veces, simplemente lo vivo. Y sé que podría comerte delante de cualquiera que solo sentiría indiferencia. Nadie me cree cuando digo que así soy feliz. Unos me hablan de una muerte lenta, otros de locura, he escuchado hablar de toxicidad... Y no se dan cuenta que fue un día ocho cuando satán condenó mi alma, que si es tóxico estoy envenenada hasta las trancas y aun así escucho mi corazón latir. Fue estúpido cada uno de mis movimientos negándole a mi alma que vivía por y para ti.

sábado, 24 de mayo de 2014

Son mil suspiros los que libero de sólo pensar en mis piernas al rededor de tu cuello. Apretando con fuerza, como si así te fuese a sentir más dentro. Creo que no hay sonrisa más sincera que la de saber que te mueves bien. Enseño los colmillos por si tengo las de perder, solo por si acaso llega ese momento sublime en el que me haces enloquecer. Pero me aguanto, a veces incluso me callo. Porque prefiero los silencios, responderte mal antes que decirte que te echo de menos. Prefiero eso a discutir porque no vuelvo al paraíso de tus besos, a hablar del contrato que firmé para ser reina de tus sábanas y todo lo que se enrede dentro. Y me verás marchar amarga como el café, con la misma cara que si chuparas un cristal. Me da igual, no comprendo de sana distancia y sentirte tan cerca solo hace que me muera por dentro. Por mucho que lo quiera, lo necesite y lo replique. Algún día esta historia acabará conmigo. Y diré cosas que juré no decir jamás. Y te haré creer cosas que juraste no creer jamás. Y te dejarás llevar.

jueves, 22 de mayo de 2014

Sinceramente es muy duro negarlo. Uno puede permanecer estable, puede acostumbrarse a los pequeños detalles y hacer de ellos un hábito. Pero el cerebro, el corazón, llámalo X, lo bautiza de antinatural, y lucha, lucha contra ello. Por eso no logro descansar, por eso trato de olvidarme de ti. Y me da por pensar que te hizo cambiar, y pienso que te hice cambiar.

miércoles, 21 de mayo de 2014

Cada vez que vole fue contigo, si pinte sólo fue tu color, desnude cada parque y al pasar por tu calle si lloré de nada sirvió. Luego hable tu lenguaje con otros, hice bien en hacerte canción. ¿con quien sueñas si es que acaso duermes? O sigues llenando de amargo sabor. Puede que está vez no sea yo tu catorce de abril, tu cambio de color.
Y hoy llovió al final del mercado, donde venden tu cuerpo y mi voz. No vuelvas a oscuras, enciende las luces que apagan tú invierno marrón. Ya me voy cerrando la puerta, ya te deja con tu marca de ron. Cuando vuelvas a oscuras enciende las luces que ciegan tus Lunas el sol. Tu copa de champán, tuya. No vuelvas más...

martes, 20 de mayo de 2014

Estoy aprendiendo a amar. Aún estoy intentando acostumbrarme a esta soledad. Trato de no buscar tu cabeza en la almohada ni tu cuerpo oprimiendo el mío contra el colchón. Es injusto. Aún recuerdo tu forma de querer, recuerdo tus palabras, como nada te importaba. Hasta que al parecer, te decepcioné

I remember that place, You used to love me there

La parte sencilla de la vida es esa que no se dice. Y si se dice, no suena creíble. Dicen, afirman que para ser feliz hay que olvidar el pasado. Hablan de no arrepentirse, de que lo pasado está olvidado y no hay que intentar enmendarlo. Esa es la parte fácil de la vida, la cual nos resulta imposible. Sinceramente creo que el problema se halla en que nos gusta demasiado. ¿A quién no le gusta la sensación del vello de punta al recrear un recuerdo? ¿A quién no se le han humedecido los labios de recordarla, de recordarle? La sensación de tener el pasado en tus manos y susurrar "una vez más...". Vivir de recuerdos es un pecado, pero sobrevivir de vez en cuando hace que tengas más ganas de apañarlo. No serán veces las que sabía que si las condiciones fuesen distintas estaríamos follando como conejos, un largo rato, hasta cansarnos, hasta desgastarnos. Sé que si las palabras hubiesen cambiado, si fueran otras caricias las que estaba dando, quizás, sólo quizás ahora mismo te tendría a mi lado. Aunque no sé que haría si fuese así. Quizás acabaría matándote, asfixiándote, quizás te estaría tocando, quizás... Me estén matando las ganas, la rabia y el por qué.

sábado, 17 de mayo de 2014

Tengo la sensación de que la persona está muriendo. Estamos rodeados de una sociedad comprometida con unos valores que en realidad no existen. Todos saben lo que quieren y ninguno lo consigue, ¿por qué? Todo tiene unas normas morales, dos no discuten si uno no quiere. En cambio, acostumbrados a los clichés y a que todo es constante, sabemos que nuestros valores están por encima de lo posible. Por eso no los conseguimos, siquiera los buscamos. Porque que es otra vez el mismo cuento el que se repite, el que no acaba. He perdido gente por no encontrar un compromiso, por anticiparse a la realidad. Y todos nos creemos sabios, poetas, escritores de historias con las que soñamos despiertos. Empiezo a creer que me estoy corrompiendo, que no hay esperanza en mis palabras y que no espero que me entiendan cuando bebo. Buscaría un motivo por el que entenderlo pero he perdido las ganas hasta de hacerlo. Desconozco los motivos por los que dar dos pasos da miedo, no soy capaz de asimilar donde está la rentablidad de retroceder, ni de juzgar, ni de correr. No entiendo como generalizar se ha convertido en un concepto general. No entiendo donde está la magia de lo especial, que hay de malo en una casa junto al mar, porqué la gente tiene miedo a ser. Ahora todos somos diferentes. Todos pasamos, a todos nos resbala. Solo queremos sexo, drogas y rock 'n' roll. Ser los poligoneros del barrio, ser el que más chicas se ha follado y que lo sepa hasta el del bar. Somos diferentes y únicos, sensibles y nunca nos enamoramos. Añoramos lo que nunca ha pasado, maldecimos lo que ha terminado y nos quejamos, siempre nos quejamos. Y por los libros que sostuve me mantengo. Llevo con la voz un acento de sal. He llorado con un beso no robado. Por remar junto a mis padres soy verdad. En esta vida vi salir del agua mil delfines, rezar a dioses que no existen pero matan a gente. Eché de menos a mis padres, eché de más algunos bares... viví feliz. Me he visto muerta en un lavabo, por la corriente arrastrada sin saberlo, me alejé. He visto como al llover casi a diario nace un verde. Sobre el asfalto he visto gente que ha caido por volar. He oído cantar a mi madre cuando aún yo no podía. Y he visto mi rendición, he oido el roto de mi corazón, cansado de luchar y mantener esperanza en quién decidió dejar de vivir.

Me pregunto como el tiempo puede convertir a una persona en algo tan cruel. A veces pienso como será tu vida, quien entristece tu rostro de perfil, cuantas botellas decidiste beber repitiendo una y otra vez " esta es la última vez ". Como el tiempo hizo de ti aquello que tanto te enojaba, te llamé y describo como un hipócrita que no encuentra sentido a su vida. Lo más triste de todo es que te quise y a veces te sigo queriendo. Pero te veo de aquí a diez años rondando por los bares a ver si alguien quiere discutir, con una copa en mano y hablando con nostalgia de ese chaval que un día conocí. Apagaste tu botón de la humanidad para convertirte en uno más. No tienes ningún valor. E hiciste con tu egoísmo de mi vida algo vació, sólo por que no conoces la felicidad. Y yo me río de tu desconocimiento, que que malos son tus amigos. Y me río de lo idiota que soy buscando rostros nuevos que nunca dejará  de ser desconocidos. Por mucho que se parezcan a ti, por mucho que los quiera besar hasta morir.

viernes, 16 de mayo de 2014

Al primero traté de no sentir nada, y al segundo ya escribí "te quiero amor". Con el dedo sobre tu morena espalda, susurrando en sueños me dijiste "y yo". Al tercero regresaban a sus casas marineros que lloraban como al cuarto lo hice yo. No me viste amor, me sequé con rabia en la almohada. Ni siquiera preguntaste "¿que te pasa?" y una estrella en la ventana me pasó. En el quinto pregunté "¿cuánto me queda?" me mentiste "creo que sólo llevas dos" Calente tus pies con restos de una pena que al rozarse con los mios se marchó. Al siguiente se me subieron las ganas,lo notabas en la espalda, te reiste, luego no.. esta parte del relato me la guardo. Sin cambiarse de postura, me cambió... ¿Que pasó, mi bien, que pasó? que vivimos dos historias diferentes, que olvidaste mi canción entre la gente, que entonaste un hasta luego y era adiós... El siguiente una fuga de besos posada en tu cuello, un amor ya sin miedo, un ataque de celos, la luna menguante quisiera ser yo. De tanto, tanto amor se te olvidó decir' no gires por favor', girado me vestí, no importa ya quien hoy le cuentas al dormir Amor amor... ni podría olvidarte ni quiero. acierto de mi vida, apellido gallego, Amor, eso fue lo que vivimos juntos, el milagro de tus seis minutos y estos cuatro que son para ti...