Pages - Menu

Popular Posts

jueves, 31 de enero de 2013

Bote salvavidas

Debe ser que le han visto cara de bote salvavidas. Basándome en un par de cálculos si es verdad que siempre ha tenido afinidad por las balas perdidas, desde los catorce años, aún así nunca lo ha superado. Todos la ven guapa, dulces dieciséis la dijeron ese verano, ya no era esa cría que siempre había patinado, la veían como una mujer. Son años de despojos humanos, perdidos, personas que nunca han querido estudiar, sin motivación, personas sin afición y si la tenían no la vivían. Luego estaba ella. Con las cosas siempre tan claras, esquivando baches, sufriendo por poder vivir lo que casi habría conseguido. Hasta que un día se enamoró, o eso creyó. Desde entonces ansía dormir entre unos brazos, ya no tiene concentración, vagabundea como un perro hambriento, sediento de amor. Y desde entonces sintió que su alma murió. Se dedicaron a abrazarla, decirla cosas bonitas, darla las gracias por su motivación, pero de un día para otro ya no había conexión. Y dicen que no es su culpa, que ella es un amor pero como explica ella cuantos fueron los que la abandonaron en su colchón. Piden explicaciones, nadie lo entiende, ella hizo las cosas bien, aguanto firme durante meses para verlos marchar, ni eso, para no saber de ellos más. Se acostumbró a ser la segunda opción, creyó las veces que le juraron amor para luego escuchar como volvió su mujer, aquella a la que un día amaron y que todo esto se acabo, que podían ser amigos, nunca la olvidará. Y cuando creía que esto no volvería a pasar, que han pasado meses, muchos meses después de que la hicieran daño, la dicen que la aman, que quieren que se enamore de él, del otro y cuando es ella la que escoge, sin que nadie la pregunte opinión, por supuesto, seguramente este se marchará, como el resto, regalándole una vez más el complejo de bote salvavidas.


miércoles, 30 de enero de 2013

La felicidad son esas pequeñas dosis que te dan energía para días y rara vez para semanas. Es como un éxtasis pero con sobredosis, incontrolable, la sangre corre y tu respiración se acelera, como animales. Lo que nos diferencia de ellos es dónde encontramos esa felicidad. Hoy la he encontrado con algo tan sencillo como ha sido monta. Pero ha sido arrebatada, para que nos vamos a engañar. Cada día que pasa entiendo menos esta sociedad, no entiendo a cuento de que soy la puta y a los días todos quieren saber o hacerme suya. Tampoco entiendo como paso de ser la grupie, de montar para integrarme, que me voy a cansar, a ser la que, claro, como monta todos los días, avanza. No es excusa. Me estoy cansando de tanta gilipollez. Creo que me he metido en un mundo que me queda grande.

martes, 29 de enero de 2013

Empiezo a creer que el kaos es capaz de convertirse en kosmos. Pero cuando menos me lo espero me inundo de recuerdos planteándome por qué hago esto. Haga lo que haga, estará mal, lo juzgarán, se reírán, hablarán. Eso es lo de menos. El factor principal es que volveré a perder, y no será la primera vez. Por todas las veces que me han llamado rara, que soy especial, que quererme es fácil y nadie me va a olvidar. Lo dicen aquellos que se marcharon sin siquiera avisar.

lunes, 28 de enero de 2013

Marina

Ha pasado mucho tiempo desde la última vez que escribí y releyendo los textos que hace un par de días escribí me he dado cuenta de que algo ha cambiado. Textos melancólicos, amores imposibles, sentimientos de soledad, empiezo a creer que todo eso ya no está. He conocido a la frustración en persona pero a su vez, he comprendido lo que es una buena amistad, alguien que comparte ese sentimiento pero te mira y no se rinde. Quizás me duelan las piernas de pedalear pero juro que extrañaba subir a Madrid con tanta ilusión. Normalmente me solía acompañar algún buen tema por las calles de atocha, este fin de semana me he visto pedaleando por el centro entero, echando carreras y evitando perdernos. Con ella. Y me han preguntado como soy capaz de meter en mi casa a alguien que he visto dos veces en mi vida. Sinceramente, no lo sé, pero he comprendido que quien no arriesga no gana. Y he ganado, una buena amistad, los minutos mejor invertidos de lo que llevamos de año. No es que me apasione bailar pero esta vez he aguantado. Por ella. Por que salía de mí. He ganado confianza, una nueva homie y aunque seamos unas negadas no nos vamos a rendir. Es verdad que ahora me siento un poco triste por que no sé cuando la volveré a ver, pero eso no importa, no me asusta que pasen los días y las semanas, el día que nos encontremos volverá a ser genial. Aunque echaré de menos escucharla hablar en sueños, de rampas, de miedos. Extrañaré bajar cuestas esquivando gente, como me grita que soy un peligro, las cenas rápidas, llegar hasta las tantas reventadas de montar, haciendo ruido, hablando hasta tarde, si es que era imposible callar. Son demasiadas sensaciones, historias largas en días cortos, ilusión y rabia por cuando vaya a acabar. Me quedo con los viajes en metro, colarnos en la renfe, viajar cual sintecho, pedalear hasta muy lejos, hablar casi en silencio, las risas, los abrazos, las caídas, los golpes, los nuevos amigos, los recuerdos y la sonrisa que provoca cuando leo: "Marina siempre vuelve"

miércoles, 23 de enero de 2013

I've Changed (Yeah right):

You know, I tell myself everday, That I'm going to change - that I'll be different. 'This isn't the same; I'm not the same,' that's what I tell myself... As I sit in front of the computer, praying time doesn't move. Coward, you're weak and you'll always be weak! You bloody disgrace... I pick up some new magazine, get inspired, 'I want to be like that guy,' is what I think to myself. I give it a try for two or three days - I quit. Same old shit again... Making up excuses? It's what you always do, you gutless wonder... I try to reach out with my hands, Seeking something, anything that I can find to help myself hold on... But I don't find it - I just find myself, Sinking back down into the same black swamp - I'm drowning. Awww, what's the matter? You gonna cry, you gonna cry? Yeah, I've hit rock bottom, And you know what? It feels pretty damn good down here. Nice, warm, comfortable, familiar. No pressure, no problems - just like everbody else. ...But, I don't want to be like everybody else Are you trying to catch up to me? What's the point, you're going to fail! I probably am - I know I've tasted it enough times to believe that. But still, I'm running till I can't breathe; working till my legs drop. I'm moving my body, dancing on a stage of glass and nails; It hurts and I want to quit, but somehow I don't. You think you're going to beat me - you can't, I'm the best! Yeah, you are the best, you're perfect. You're the ideal, the goal, the limit, the sky. But you're wrong about me beating you though; I know I won't. Because all I'm going to do is surpass you And I'll make sure that I just keep on climbing higher And until the day that my heart stops beating, I know, I can't quit anymore... Why? Because I've changed.

martes, 22 de enero de 2013

Oda al optimismo

-La gente está amargada. Mires a donde mires encontrarás caras largas. Pero ellos no tienen la culpa de quedarse sin empleo. Ya no hay pan que llevar a la boca de sus hijos y a veces incluso no hay para celebrar las pequeñas alegrías con un barato vino. Solo escucharas hablar de guerras, bombardeos, corruptos que se quedan nuestro dinero, apenas oirás acerca de héroes de pueblo, ya nadie cree en ellos. Por eso, hay que ser optimista, tu y yo somos ese tipo de personas que cambiarán el mundo. Evitemos este país de borregos, es cierto que los profesores están deprimidos, sin afán de enseñar. Para ello, nosotros tenemos que centrarnos, ya habrá tiempos de celebración. A veces, cuando cojo el libro de geografía, pienso ¿Y esto? Es aburrido, no me va a servir. En los tiempos que corren he cambiado esas palabras por "¿Por qué me iba a hacer daño saber más? No pierdo nada". Acabaremos el maldito y último año para entrar a una universidad, si hay dinero para pagarla, y demostraremos que este maldito país no está hecho de incompetentes. Por que sí, son muchos los que han tirado la toalla pero me enseñaron que generalizar, es equivocarse. Vamos a derribar los muros.
Lo veo en la forma en que tú lo harías cuando nadie más podía pasar, reteniéndome hasta que vengo una y otra vez esperas para que vaya ¿Y realmente me miraste? Por que nadie pudo haber visto venir esto sí estaba corriendo trabajando a tiempo completo Así que puedo y lo haré y verás tú héroe corriendo una y otra vez esta noche. Y te quiero amar sí me ves corriendo, y quiero intentar porque sí enamorarse de tí, nena, es loco entonces me estoy volviendo loco Así que aguanta las lágrimas esta vez. Yo, estoy acostumbrado a estar cansado y sangriento pero tú creíste que yo podría ser alguien. Tú pusiste tú mundo en espera por mí, Te diste para seguir, te siento por el fuego, necesito que sepas que lo haré. Créeme chica, estoy tan cansado de correr. Sólo quiero agarrar tu mano, mirarte como sí tú tuvieras todo lo que necesito. Y qué sí alguna vez te dijera que no, era dinamita. Y qué sí nunca te dijera que tengo miedo de llorar, qué pasaría sí nunca te defraudaría. Y dije que lo siento por las noches que no puedo recordar, qué pasaría sí nunca te dijera que lo intentaría

domingo, 20 de enero de 2013

La respuesta no es la huída

Es difícil volar cuando esperas la caída, es difícil soñar cuando no ves la salida, cuando el tiempo que queda se acabó en cada espera, y siempre así... Mas si miras, verás si los ojos convencidos  de que soy lo que soy por nacer donde he nacido. El latir más sincero, el misterio en que creo aun sigue aquí,  ahora y siempre. Y aunque ahora el mundo gire en otra dirección, eres tu quién le da sentido a lo que dice tu dormido corazón de que no todo está perdido. Dímelo de verdad, la respuesta no es la huida. O que tu alma cansada se quede ahí, rendida, no encontrando el camino, enunciendo un destino que vive en ti... Soñar es lo mejor que este planeta ha conocido.
I feel like I’m a project, like I’m a problem that needs to be fixed, I think I make him sad. … When he looks at me, all he sees is a broken toy
Estoy bastante segura de que casi rompimos anoche. Tire mi teléfono a través de la habitación hacia ti. Esperaba algún giro dramático, pero te quedaste. Esta mañana dije "Deberíamos hablar sobre esto" porque he leído que nunca deberías dejar algo sin resolver. Fue entonces cuando viniste con un casco de fútbol americano y dijiste "Bien, hablemos". Antes de ti yo solo llevaba una fecha autoindulgente que llevo todos sus problemas hacia mi pero tu me llevaste a comer dulces y ahora rió todo el tiempo. Y te amo porque no me has dado otra opción. Tomaste el tiempo de memorizar mis sentimientos, mis esperanzas y sueños, solo me gustaría salir contigo todo el tiempo. Todas esas veces que no dejaste que esto me pasara, a mi me gustaría estar contigo por el resto de mi vida.  dije... Quedate, quedate, quedate, he estado amandote desde hace mucho tiempo. Tu piensas que soy graciosa cuando estoy loca pero creo que lo mejor seria si nos quedáramos
¿Y ahora? Entiendo que me supera todo esto pero estoy cansada de no poder elegir, siempre tengo que acabar rendida ante cualquier situación, ceder. Normalmente antepongo la felicidad de los demás antes que la mía. Algo ha cambiado. No quiero decir que me haya vuelto una egoísta. Que quiera todo lo bueno para mí olvidándome de mi alrededor. Creo equivocarme pero aún así, afirmo claramente que no busco la felicidad. No ahora. Puedo sentirme bien, con mi esfuerzo, mi trabajo, puedo buscar un poco de paz los sábados en Madrid con mi bici, perdida entre las sábanas de cualquiera que no me importe un mínimo, yendo al gimnasio, descansando... Por el resto, no tengo nada que decir. No conozco a "mi gente", sé que no soy muy bien recibida y los demás andan algo ocupados, lejos, formándose. Yo mientras me he quedado atrás. Pero tranquilos, en mis planes encontraré el querer avanzar. Además, tengo una cuenta pendiente que cobrar, conmigo misma.

viernes, 18 de enero de 2013

Por la fé de los abuelos, por la sangre de papá, por la noche de tus besos, por un tiempo de paz, por las grietas de los suelos, por hablar, por el puto dinero, por un trozo de mar. Por los tiempos venideros, por un sitio en libertad, por los días que se fueron para volver a empezar, por los dioses de los cielos, por callar, por seguir siempre preso por un cacho de pan. Ahora los hombres se van, banderas verdes, hay orden de disparar, algunos vuelven buscando el viento a favor rumbo al oeste, explosión, algunos mueren...

jueves, 17 de enero de 2013

Podría Jurar por mi propia Madre que no soy una persona pesimista. De hecho, tiendo a ser todo lo contrario. Pero los tiempos que hoy corren son capaces de consumir a cualquiera, al vulnerable, al soldado, al fuerte, al débil, da igual. Si no es a través de una red Social, son las noticias y eso que me juré a mi misma que no las volvería a ver a menos que mi familia me lo impusiera alrededor de una comida familiar. Únicamente leo cosas como "vamos a bombardear el corazón de Francia en nombre de Ala" hoy de siete titulares cinco trataban sobre corrupción, que si Noruega y Reino Unido permiten un ataque militar. No hay Guerra, la crisis no es culpa de los políticos pero sigue perjudicando al ciudadano. Y aquí estamos, mandados, sobornados por unos malditos inútiles para lo que quieren a excepción de chupar dinero. Que hace falta una reforma educativa debido a los abucheos ¿Y a tí? ¿Tú mamá no te enseñó que no se puede abusar del poder maldito cerdo? Me nerva, me nervan las mentiras que vivimos y lo que peor es que lo permitimos. Y me nerva las redes sociales, como crías de quince años lloran porque les han roto el corazón, como críos se manifiestan como adictos al alcohol, "bebo para olvidarte" escribe por ahí alguno "las drogas como solución" afirma otro. Oh Dios, ¡Qué maduros son! ¡Que importante lo hacen al hacerlo público! Que yo me drogo para evadirme de la realidad, por que me gusta y me chifla el colocón pero no tiene que saberlo ni Dios y menos que se vea tatuado en mi nombre. Y sí, no es un secreto que sea una alcóholica, por que lo soy, dame una copa y verás como de una hago dos. Pero la diferencia es que puedo beber y fumar sola, por que me gusta, sin que me vean, porque que lo haga delante de un grupo de primates no me califica de homosapiens superior.
Tomé aire en frente del espejo, a él no le gustaba cuando usaba tacones, pero lo hago. Puse el seguro y me puse mis auriculares, Él siempre dijo que nunca le gustó esa canción, pero a mi si. Entré, supuse que se te había hecho tarde pero llegaste temprano, te paras y esperas. Camino hacia tí, apartaste mi silla y me ayudaste y no sabes cuan lindo es pero yo lo sé. Echas tu cabeza hacia atrás riendo como un niño, me parece extraño que pienses que soy graciosa porque él nunca lo creyó. Me he pasado los últimos ocho meses pensando que todo lo que el amor siempre hace es romper, y arder, y terminar pero un miércoles, en un café, lo ví empezar otra vez.  Dijiste que nunca habías conocido a una chica que tenga tantos discos de James Taylor como tú pero yo los tengo. Contamos historias y no sabes por qué actúo un tanto tímida pero yo lo sé. Y dejamos la calle rumbo a mi coche y casi subo con una pregunta pero tú empiezas a hablar de las películas que tu familia ve todas las navidades y yo no hablaré de eso por primera vez. Lo pasado, pasado es... 


Amarlo es como conducir un Maserati nuevo a una calle sin salida, más rápido que el viento, apasionado como el pecado, terminó de la nada. Amarlo es como intentar hacerte cambiar de parecer, Una vez que estás volando en caída libre. Como los colores en otoño, Tan brillantes antes de que lo han perdido todo. Perderlo fue como el azul que nunca antes había visto. Extrañarlo fue oscuro, gris, todo en uno. Olvidarlo fue como tratar de conocer a alguien a quien nunca antes había frecuentado pero amarlo fue rojo. Tocarlo es como darse cuenta de que todo lo que siempre habías querido estaba justo en frente tuyo. Guardarlo en tu memoria fue tan fácil como saber todas las palabras de tu vieja canción favorita. Discutir con él fue como tratar de solucionar un crucigrama y darse cuenta que no hay respuesta correcta. Arrepentirme de haberlo conocido fue como desear nunca haber esperado que el amor pudiera ser así de fuerte.  Recordarlo llega a manera de recuerdos y de ecos, me digo a mi misma que ya es hora, tengo que olvidar. Pero alejarme de él es imposible cuando aún lo veo todo en mi cabeza... ¡Rojo ardiente! 


miércoles, 16 de enero de 2013

Time

Una de mis debilidades es quedar con ella. Cuando lo hago mi mente se inunda de tranquilidad, las cosas se ven más claras y desaparece la maldad. Ella me conoce como la palma de su mano aún habiendo pasado los años. Es por ello por lo que entiende mis dudas y temores, entiende mis pasiones y el por qué no lo dejo ir. Sabe de sobra que guardo demasiado amor como para reprimirlo o malgastarlo en un polvo sin sentido. Soy soñadora al imaginarte algún día esperando sentado en mi portal sabiendo que no volverás a buscarme, ni te molestarás en verme. Asumo que no tendré más escapadas por Madrid a no ser que vaya acompañada de mi bici, fiel amiga, capaz de guardar secretos, como siempre, sola. Me parece ridículo acostumbrarme a ser como ella lo ha definido, una antisocial. Pero empiezo a pensar que es lo mejor, así nos ahorramos tiempo. Estoy cansada ya de inventar excusas que no saben andar. y sólo quedarán los buenos momentos de ayer que fueron de los dos. y hoy sólo quiero creer que recordarás las tardes de invierno por Madrid, las noches enteras sin dormir. Y no puedo evitar echarte de menos mientras das la mano a mi tiempo y te vas. Mirar a través de la ventana es una tortura, las noches están construidas de melancolía y por minuto me consumo como este cigarro, lento. Y aún no sé que hacer con todos estos miedos

martes, 15 de enero de 2013

´Desde hace unos meses todos los días parecen Domingo. Esas aburridas tardes encerrado en casa con la obligación de estudiar pero que en realidad no hay nada que te apetezca hacer. Más que recordar, pensar en todo, en ellos, ella, él. A veces incluso la lluvia acompaña, para hacer de todo un drama mientras sujeto un papel, abrazando el único calor que llega a mis manos, el de un triste café. No es que me guste estar triste, de hecho no lo estoy, hay una gran diferencia entre las lágrimas y la decepción. Más bien se trata de esto segundo. Y no quiero consuelo, ni que me digan "déjalo marchar". Es que no se trata de eso. Viene desde lejos, cansada de los egoísmos de "es que lo tuve que hacer". Lo peor es que lo permito y una vez hecho el daño, cerradas las heridas volvéis a mi con una sonrisa, aprovechándoos de mi bondad. Es triste que os devuelva la sonrisa y os acoja en un cálido abrazo, a pesar de que sí, en ese momento, hubiese llorado. Así cerré mi verano, así lo comencé, el día de mi cumpleaños y lo volví a terminar, siempre con la excusa de "no eres tu, soy yo". Pero vuestras dudas me ocasionan a mi un cúmulo de porqués que acabo pagando con mi propio ser. Se inunda de complejos y de que poder hacer para que no vuelva a suceder, que nadie se marche con ninguna excusa, que no vuelva a desaparecer. Creí que sería una buena idea cambiar de ecosistemas, de gente, culturizarme un poco ya que aquí nadie quiere. Pensé que era más fácil traer a Madrid Buenos Aires. Y es que de Buenos Aires a Madrid sólo hay un charco y desde ti hacia mí no salen barcos. Espero que seas feliz, pero no tanto como lo éramos aquí, siempre volando. Y me voy a dormir, entre cartones. Busqué las mieles de tu voz entre mis dudas. Que no hay amor que sea amor si no es con lunas. Quiero volverme a clavar, pon tú los lazos que estoy dispuesto a morir entre tus brazos.Y me voy a dormir, entre pecados- Tengo los dedos amarillos y el hígado color asfalto, sigo haciendo canciones, sigo fiel a los lavabos. Y ahora duermo con enemigos, los pulmones encharcados, los ojos con el brillo de suspiros derramados. Yo no tengo memoria, tengo una corona de espinas, cada vez que te pienso vuelve a supurarme la herida, los clavos de mi cruz son restos secos de tu saliva...


lunes, 14 de enero de 2013

Estamos quemando el aire porque rugen los motores y los pelos se rocían con productos aerosoles y los soles van quemando las pieles de los playeros y los playeros ensuciando las olitas del barquero. Y matamos animales, protestan los de Greenpeace, que ya no saben si poner bombas nucleares, nucleares son los temas de la Mari adinerada que por tener su piel vieja se pone un Visón de gala. Con la química de los piensos moriremos todos locos, todos locos, todos tiesos ahogados por el sistema. Pescar peces pequeñitos está prohibido pero si es adinerado puede usted follarse niños, cada vez está más claro, cada vez más los suicidios, cada vez más eslabones perdidos. Las industrias de las farmacias deciden cual es la droga, la que cura o la que mata, se creen que somos idiotas, si usted gusta de conciencia de guardar ecosistemas vaya de excursión al zoo, que es la cadena perpetua. Estamos quemando el aire, no nos preocupa el planeta, respirar provoca cáncer, no vuelan ni las cometas. De la especie inteligente quedan pocos ejemplares, ejemplares delincuentes lo que ocupan los altares. La fruta ya no es madura, está manipulada, manipulan la estructura para sacarle más pasta. Yo lo que quiero es el zumo de la resina, la caña. De la caña, con que fumo y con que lucho. Hasta mañana.

domingo, 13 de enero de 2013

Dicen que no juzgar antes de tiempo es algo bueno. Que equivocarse es muy complicado en ese momento. Hay que dejarse llevar, entender de movimientos, conocer miradas, dejar actuar al tiempo. Siempre viví asustada de las personas, mirando a todos lados, como un perro inquieto. Con los años, los días, aprendi que aún existen las buenas intenciones, personas que se abren y cuentan sus miedos. Pero hay veces en que superamos las barreras y una vez mas vuelven las heridas que un día dejamos sin vida. Para abrirse y yo no estoy para fregar. Llenar de sangre mi cuerpo mutilado nunca fue un buen plan y ahora que ya está roto, no me queda más remedio que afrontarlo. Existirá el rencor que tu has provocado. Mientras tanto, tengo muchas ventanas y puertas que aún no he cerrado. Así que manos a la obra, esto está más que acabado.


Found myself at your door, Just like all those times before, I’m not sure how I got there, All roads they lead me here. I imagine you are home, in your room, all alone, And you open your eyes into mine, and everything feels better, right before your eyes, I’m breaking and fast, no reasons why, just you and me. This is the last time I’m asking you this, put my name on the top of your list, this is the last time I’m asking you why, you break my heart in the blink of an eye. You find yourself at my door, just like all those times before, you wear your best apology, but I was there to watch you leave, and all the times I let you in, just for you to go again, disappear when you come back, everything is better. When right before your eyes, I’m aching, run fast, Nowhere to hide, Just you and me… This is the last time you tell me I’ve got it wrong, This is the last time I say it’s been you all along, This is the last time I let you in my door, This is the last time, I won’t hurt you anymore. This is the last time I’m asking you this,,

sábado, 12 de enero de 2013

Más de una vez me hubiese gustado poseer condimentos psicotropicos en mis manos, fumarmelos y poder entender esos pensamientos fugaces que atraviesan tu mente. Ingenua de mi que nunca lo sabré. Pero hoy, al verte, y ver en tu rostro el porque de todo aún así, que yo siempre pensé que el amor lo único que hace es romperse, arder y morir, en esa maldita escalera de antón martín lo vi nacer, otra vez. Y aún así quiero tu felicidad, aunque tu sonrisa no sea mía. Me esperaba algo más, sin duda, como cuando te soñé. Pero esque te idealice a ti y a todos tus momentos. Pensé mal y lo peor es que acerté. Y hoy, una vez más, abriré el chivas a falta de Daniel's y moriré, otra vez. Por malditas historias así me consumo, y se como piensas, yo también práctico el deporte de huir al no saber qué hacer. Pero es que prometiste que tu, a diferencia de otros, no lo hibas a hacer. Quién te diría que acabarás por caer. De verdad necesitaba ese empujón, han pasado casi meses desde que te vi, tan cambiado. Cosa que no volvió a suceder. Lo peor es que vienes sin respuestas y lo único que obtengo es un "no sé".

Hoy he soñado contigo, no sé ni cómo ni por qué. Fue un cúmulo de gente en el que sin venir a cuento apareciste tu. El motivo por el que viniste me fue indiferente, tampoco me importaron las excusas que inventaste para evitar una mala conversación. Pero si recuerdo como te abracé durante minutos, devolviéndome tú el abrazo, parados. Y cuando desperté solo una pregunta rondó por mi cabeza durante horas: ¿por qué? ¿Por qué me privaste de conocer a una persona como tú? Entonces me puse a recordarte, todo aquello que me proporcionaste y dirás ¿El qué? La oportunidad de saber que no me equivoco al no juzgar las personas, a abrirme ante cualquier tema, a escuchar, reír con alguien a quien creías conocer. Aunque con el tiempo me percaté de que en cuanto te abracé estaba abrazando a un desconocido. Conocía tu nombre, conocía tu rostro, tu mirada pero en realidad no sabía nada. Y tengo que decir que hubo algo en ese abrazo que me gustó. Sería eso, que sin conocernos, estábamos dispuestos a volverlo a hacer. Y cuando nos íbamos acercando a Plaza España llegando poco a poco a nuestro destino, el que nos haría despedirnos algo en mí se apagó. Sentí que te había echado de menos durante todo este tiempo. Visualicé horas en Madrid tirados en el suelo, fumando sin parar hasta que nos entrase el sueño. Imaginé largos paseos por los barrios mas bajeros, una buena compañía por Madrid, pude ver las obras de teatro que tanto quisiste compartir. Me imaginé que podríamos empezar de cero y ser buenos amigos. Entendí que tenías mucho que enseñarme, que el sabio eras tu, que escondías un gran mundo tras una máscara que aparenta solo fumar. Escondías un mundo de cultura repleto de libertad. Y por un momento, creí que romperías mi principio de que la libertad no es más que una correa demasiado larga. Todo lo que supe esta mañana al despertar es que ahora sé algo que antes no sabia haciéndome sentir como si solo quisiera conocerte mejor. Porque todo lo que se es que dijimos "hola" y tus ojos lucían como volver a casa. Vuelve y dime por qué siento como si te hubiese extrañado todo este tiempo. Siempre puedes encontrarme un sábado por el centro cuando anochece, en Ópera, si quieres. Quisiera saber que es lo que te hizo olvidar


miércoles, 9 de enero de 2013

lunes, 7 de enero de 2013

Te idealicé. Vi este momento como uno de los más perfectos. Fui capaz de imaginar las tardes de invierno tirados en el sofá, abrazados al calor de una manta desgustando el momento con un café en la mano. Era capaz de sentir los rayos del sol rozando mi rostro, a ti esnifando los placenteros aromas de la primavera, a mi lado, agarrada a tu brazo. Te sentí como las olas que chocaron contra mi espalda en alguna playa de Galicia, riendo a carcajadas, no sé que podría hacerte tanta gracia. Por que te vi en esa parada, tan sonriente, sacaste un cigarro de tu chaqueta y eso me pareció tan sensual. Pude sentir que te había echado de menos durante todo este tiempo, estabas tan mayor, habías crecido, ya no eras aquel maldito crío. Entonces visualicé las mañanas tras finas sábanas enredando mis pies a la almohada. Lo veía todo tan bien... Todo es más bonito si lo haces en un piso de Madrid, jugar con el humo, follar en un sofá de piel, escuchar a Johnny Cash mientras sueñas con París, fumar cigarrillos desnudo en la terraza, como si fuera un altar. Pero todo se acaba. Así que te idealicé como se idealiza un futuro en Berlín al acabar los estudios o el verano de tus sueños. Me resigné a creer que nunca nos cruzamos, que jamás te había conocido. Eras como la miel en los labios, te tuve, me tuviste pero nada estaba bien. Pero al igual que me importaste mucho, ya no me importas nada (o eso quiero creer) 

sábado, 5 de enero de 2013

"Por los chicos puente". Así empezaba uno de mis textos favoritos, aún recuerdo mis ojos siguiendo cada frase que enmarcaba el cuaderno, de manera lenta, rápida a veces, cuando parecía arder como el fuego. Tenía cierta magia que hasta ahora no he llegado a entender. Realmente, no entendía las palabras iniciales. Ahora lo sé. Brindaba por cada uno de esos chicos con el que había aprendido. Yo hoy alzo este Chivas con frío por cada uno de vosotros. Por el maldito que me rompió el corazón desapareciendo de mi colchón, contigo aprendí que era fácil caer rendida ante el amor, aproveche las horas en el sofá trazando con los dedos cada uno de tus tatuajes, siguiéndolos hasta acabar en tu sonrisa. Aún recuerdo que contigo la vida parecía una locura, sabía que eramos jóvenes, perdí la noción del tiempo, despertaba en mi cama para despertarte a ti en la tuya y acabar con una siesta hasta la noche. Por aquel que me enseñó a disfrutar del sexo, tanto que me borró los miedos, el que me acompañaba por las noches, era capaz de escaparme de casa solo para volver a verle, a las doce, como siempre, en el andén. Por el que me ayudó a consolidar mi paciencia y me quitó el miedo a los niños, me demostró que hay personas que encajan perfectamente en un abrazo, con el aproveché el sol tirada en el césped, los revolcones traviesos y algún que otro muerdo. Aunque me hundió, rompió mi alma en mil pedazos abandonándome el día de mi dieciocho cumpleaños. Por mi ángel que resultó ser demonio, mi salvador, el que me rescató para meterme en un hoyo. Nunca entendí que es lo que no le dí para que se fuera con otra a mis espaldas y no una, ni dos veces. Con el aprendí a ser yo, ganarme mi propio premio y sobretodo a no creer quien te jura amor eterno. Aprendí a desconfiar. Por aquel al que creí amar, al que hice daño lamentando no haber hablado. Porque menosprecie cada uno de sus actos hasta que fue tarde y se fue. Y el último recuerdo que conservo fue tan triste como bello, con mas de una botella de por medio. Por aquellos que me han llevado a donde estoy y los que seguirán apareciendo. Seguiré aprendiendo. No he cometido errores, soy culpable de cada uno de mis actos y si de algo me arrepiento es de haberme engañado a mi misma en algún momento. Lo único que me queda es hacer las cosas bien, desconfía, no te tienen por qué´entender. No eres la chica buena.